El Ibex fracasa en la conquista del 9.000 con las Bolsas de Europa y EE UU en máximos

Las leves alzas de la sesión llevan al récord al Cac y renuevan los máximos del S&P, Dow Jones y Stoxx 600

El Ibex fracasa en la conquista del 9.000 con las Bolsas de Europa y EE UU en máximos pulsa en la foto

La semana bursátil concluye en EE UU y Europa con alzas discretas, de entorno al 1%, pero que han bastado para establecer nuevos récord, en un rally que tiene continuidad desde los mínimos del pasado año y que no tiene a Wall Street como único protagonista, también a Europa. El S&P y el Dow han renovado máximos sin precedentes esta semana pero a ello se ha sumado el Cac francés, que ha logrado superar su anterior récord dos décadas después gracias al impulso que han tomado este año el lujo y la tecnología, dos de sus principales componentes.

El Stoxx 600 también ha logrado esta semana un particular hito: suma diez sesiones consecutivas batiendo récord tras récord, en una dinámica de máximos que no se recordaba desde 1990.

El Ibex en cambio sigue a años luz de los máximos históricos de 2007 –en los 15.945,7 puntos– y se conforma con intentar regresar a los niveles de este pasado junio. Ha cerrado la semana en los 8.999,8, sin lograr por la mínima la cota de los 9.000 tras un ascenso del 0,23% en la jornada del viernes, en línea con los leves avances del conjunto de Bolsas europeas y en una sesión con un volumen de negociación muy reducido, de apenas 587 millones de euros. El selectivo se anota una subida de viernes a viernes del 1,36% y suma las dos primeras semanas de agosto al alza, con una ganancia acumulada en el mes del 3,74%.

En el Ibex, el mejor valor de este viernes ha sido Fluidra, con un alza del 4,02%, seguida de los avances del 2,34% y 1,91% de Acerinox y Amadeus. Por el contrario, el valor más castigado ha sido Indra, con un retroceso del 1,72% con el que corrige en parte el ímpetu alcista con que recibió el mercado sus resultados. En el balance semanal, las mayores subidas del Ibex han sido para Acciona, del 5,6%, seguida de ArcelorMittal y Acerinox, del 5%. Las mayores caídas de la semana son para los valores turísticos, de casi el 5% en el caso de IAG y de más del 1% en Amadeus y Aena.

El balance alcista que deja la semana en los índices bursátiles, en sesiones con leves pero continuados avances, ha sido posibles gracias a los buenos frutos que deja la temporada de resultados trimestrales y al relativo alivio que han tenido los inversores tras la publicación este pasado miércoles del dato de IPC de EE UU de julio, que ha mostrado de nuevo el vigor del aumento de precios de la mayor economía del mundo pero a un ritmo menor del registrado en julio, lo que resta de momento presión a la Fed para abordar la reducción de sus compras de deuda. El mercado sigue contemplando esta opción a la vuelta del verano, tal y como se refleja en el gradual alza de la rentabilidad del bono de EE UU y aguarda con gran expectación la cita de banqueros centrales de finales de mes en Jackson Hole. Pero la inquietud respecto a la inflación en EE UU y el sobrecalentamiento de su economía se ha moderado ligeramente, permitiendo nuevas compras en la renta variable.

La aprobación en el Senado de EE UU del plan de infraestructuras del Gobierno de Joe Biden por 1,2 billones de dólares se ha añadido a los motivos para el ascenso bursátil. Muy poco ha pesado el temor al avance de la variante Delta del coronavirus en Asia o las nuevas incertidumbre regulatorias en China, que sí han provocado retrocesos semanales en la región. Incluso el petróleo, que había registrado notables caídas ante las señales de nerviosismo sobre la variante Delta que llegaban desde China, ha recuperado posiciones esta semana. El barril Brent se anota una caída semanal del 0,23% y queda por debajo de los 71 dólares.

La semana próxima dejará referencias económicas de poco calado para los inversores, destacando solo la publicación de las actas de la Fed el miércoles. En espera de la cita de Jackson Hole del 26 al 28 de agosto, los inversores deberán encontrar nuevos catalizadores para sostener las subidas. Y la temporada de resultados, ya tocando a su fin, comenzará a quedar amortizada. Deja, eso sí, un óptimo balance. En el S&P y el Euro Stoxx, los índices de sorpresas positivas están en máximos históricos tanto en beneficio por acción como en ingresos.

En la deuda, el rendimiento del bono de EE UU queda en el 1,285%, ligeramente por debajo del nivel de la semana previa. El euro logra un avance semanal de casi el 0,3%, hasta los 1,1796, aunque sigue en zona de mínimos de cuatro meses frente al dólar.

Normas
Entra en El País para participar