Los ingresos de las familias españolas cayeron un 5,4% desde el comienzo de la pandemia

Según la OCDE, la ganancia de las unidades familiares en nuestro país disminuyó un 0,2% en el primer trimestre de 2021

La contracara la ofrece Estados Unidos, donde este parámetro creció un 16,4% desde el inicio de la crisis, debido a las ayudas directas ofrecidas por el Gobierno

Mathias Cormann, secretario general de la OCDE.
Mathias Cormann, secretario general de la OCDE.

Los ingresos de las familias españolas retrocedieron desde el cuarto trimestre de 2019, justo antes del comienzo de la pandemia, un 5,4%, según un informe publicado este jueves por la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE). De esta forma, España se coloca a la cabeza en la caída de ingresos en esta organización, solo superada por Austria, donde en ese mismo periodo han bajado un 10,1%.

Por el contrario, en el conjunto de la OCDE, este parámetro creció un 8,2%, espoleado sobre todo por el aumento de ingresos de las familias estadounidenses, que vieron aumentar sus ganancias un 16,4% desde el comienzo de la crisis, debido a las ayudas directas del Gobierno norteamericano.

En el primer trimestre de este año, el ingreso de los ciudadanos en España continuó cayendo, un 0,2%, mientras que en el conjunto de la OCDE subió un 5,8%, el mayor incremento desde el 2008. "Este aumento excepcional de los ingresos fue mucho mayor que el aumento del 0,5% del PIB per cápita registrado en el área de la OCDE durante el primer trimestre de 2021", indica el informe.

En este sentido, el estudio señala que los datos de los primeros tres meses de este año continúan con "la divergencia" entre los ingresos de las familias y la evolución del PIB que se está produciendo en la OCDE desde el comienzo de la pandemia, ya que, mientras los ingresos familiares han subido un 8,2%, el PIB del conjunto de países de la organización ha disminuido un 2,7%.

El estudio destaca el plan de ayudas que ha puesto en marcha el Ejecutivo de Estados Unidos, lo que ha provocado que los estadounidenses sean de largo los que más han visto aumentar el dinero a su disposición desde el comienzo de la crisis. Solo en el primer trimestre de este año, subió un 11,7%. "Si bien el PIB real per cápita también aumentó en los Estados Unidos (1,5%) durante el primer trimestre de 2021, la diferencia entre los dos indicadores, junto con el gran aumento en la tasa de ahorro personal de Estados Unidos para el primer trimestre de 2021, refleja que una gran cantidad de los ingresos adicionales se utilizó para mejorar los balances personales, en lugar de gastarse en consumo", explica el informe.

Sin embargo, el estudio indica que en el resto de grandes economías del mundo, la evolución de los ingresos de las familias sí ha ido de la mano del avance del PIB. En este sentido, en Canadá e Italia, donde aumentaron las ganancias familiares un 1,5% y un 1%, también creció el PIB, un 1,3% y un 0,4%, respectivamente. Por otro lado, el dinero a disposición de los ciudadanos descendió en Alemania (un 1,4%), Reino Unido (un 1,1%) y Francia (un 0,6%) , lo que fue a la par de una caída de sus respectivos PIB del 2%, 1,7% y un 0,1%.

Normas
Entra en El País para participar