Junta de Extremadura, donde el sol y el viento impulsan la economía

La región, a la cabeza de la transición energética para liderar la energía renovable en España

Primera instalación fotovoltaica flotante de España, en el embalse de Sierra Brava (Cáceres).
Primera instalación fotovoltaica flotante de España, en el embalse de Sierra Brava (Cáceres).

La crisis sanitaria provocada por el Covid-19 ha obligado a Extremadura a modificar su hoja de ruta con el objetivo prioritario de dar una respuesta integral desde todas las áreas de la Administración autonómica para reducir sus graves efectos, no solo desde la perspectiva sanitaria, sino también para proteger el tejido económico, empresarial y social de la región.

La Agenda para la Reactivación Social y Económica impulsada por el Ejecutivo extremeño es el instrumento clave sobre el que se sientan las bases del modelo de crecimiento, desarrollo y bienes­tar social para la reconstrucción de Extremadura, con unos retos estratégicos alineados con la Agenda 2030, para acelerar la economía y contribuir al desarrollo sostenible de la región.

El plan extremeño permitirá, además, el desarrollo de una industria asociada

Además, permitirá proteger el medio ambiente, para lo que el Ejecutivo aboga por la modificación del modelo de vida actual para combatir la contaminación.

El Plan Extremeño Integrado de Energía y Clima 2021-2030 (PEIEC) es la ambiciosa apuesta de la Junta de Extremadura para avanzar en la transición ener­gética de la economía regional, además de representar el compromiso inequívoco en la lucha contra la emergencia climática, situándola a la vanguardia del proceso de transición energética, a la vez que actuará como soporte de la reactivación económica y del empleo.

Molinos de viento en la Sierra del Merengue, en Plasencia.
Molinos de viento en la Sierra del Merengue, en Plasencia.

El PEIEC aspira a que la región llegue a 2030 como líder en producción energética renovable en España. Este instrumento permitirá la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero, la penetración de energías renovables y de eficiencia energética, a la vez que el desarrollo de una industria asociada: baterías, transformadores eléctricos, etcétera.

De esta forma, el PEIEC contribuirá, desde una perspectiva regional, a la consecución de las metas determinadas en los Acuerdos de París y en la nueva Ley del Clima Europeo.

Apoyo privado

El conjunto de la inversión privada prevista para el desarrollo global de las medidas para la promoción de energías renovables asciende para el conjunto del periodo a 14.580 millones de euros.

El plan ha generado hasta hoy entre 4.000 y 5.000 empleos directos, a los que habría que añadir otros derivados de más actividad en sectores como el transporte o la hostelería.

Normas
Entra en El País para participar