AVE, Avlo y Ouigo dejan la batalla de precios para después del verano

La capacidad subirá más del 45% en la línea Madrid-Barcelona cuando entre en servicio el 'low cost' Avlo

Ave Avlo Ouigo Pulsar sobre el gráfico para ampliar

El primer mes de competencia en las vías de alta velocidad se salda mañana con 22 frecuencias diarias en cada sentido del corredor Madrid-Barcelona, frente a las 17 que prestaba Renfe en solitario con su AVE; una cascada de ofertas a precios nunca vistos, y una demanda que va respondiendo conforme avanza la campaña de vacunación.

El jugador entrante, Ouigo, afirma que en este estreno está rodando con un factor medio de ocupación superior al 80%, mientras que Renfe ultima el salto a escena de su low cost, Avlo, previsto para el 23 de junio. El AVE bajará para entonces a 16 frecuencias diarias en cada sentido de la línea; Avlo tendrá cuatro en cada dirección, y Ouigo mantendrá las cinco con que inició operaciones el 10 de mayo. Total, 50 trenes diarios frente a los 34 de antes de la liberalización.

Fuentes de las compañías coinciden en que es pronto para analizar la acogida de las nuevas frecuencias: en contra pesa el temor a viajar por la covid, y juegan a favor los miles de plazas colocadas con descuento.

Hasta finales de septiembre resulta imposible encontrar los precios de partida: 7 euros de Avlo y 9 euros para Ouigo

La mayor oferta de asientos, con un incremento del 45% cuando se estrene Avlo, es el gran avance. Lo de los precios desde 19 euros para el AVE, y a partir de 7 y 9 euros, para Avlo y Ouigo, respectivamente, queda para viajeros oportunistas (sin exigencias de fecha u horas), cazagangas o, simplemente, para la temporada baja.

Una búsqueda realizada el martes en la web de Ouigo para comprar un billete hasta el 15 de julio no daba posibilidad de pagar menos de 15 euros, llegándose a dar precios de 99 euros por trayecto, especialmente en los últimos servicios de cada domingo.

Tampoco era posible subirse a un Avlo por menos de 15 euros, con picos puntuales de 89 euros, hasta el mismo 15 de julio. Bien es cierto que ambas operadoras han vendido miles de plazas a su umbral mínimo de precio para estimular la demanda en sus respectivos lanzamientos.

Las máquinas de 'vending' sustituyen a la cafetería en los trenes Avlo de Renfe.
Las máquinas de 'vending' sustituyen a la cafetería en los trenes Avlo de Renfe.

Las dos low cost, que vienen a captar público que hasta ahora elegía la carretera o, simplemente, no viajaba, basan sus tarifas en precios dinámicos, que priman la compra en días y horarios valle, así como la antelación en la reserva del billete. Conforme se aleja la búsqueda de billete en Ouigo va apareciendo ese mejor precio a nueve euros (los primeros surgen en la semana del lunes 20 al domingo 26 de septiembre). Y sucede exactamente lo mismo con el servicio low cost de Renfe, en el que las primeras reservas a siete euros podían realizarse en la tarde del martes para el 21 de septiembre. El Avlo, eso sí, vendía ayer billetes en alguna de sus frecuencias del verano (20 y 27 de julio, y 18, 19, 28, 29 y 30 de agosto) por nueve euros.

Servicios por euros

El veterano AVE, que inicia una renovación de flota en los próximos meses con la llegada de los nuevos Talgo Avril, es el de la carta de servicios más completa incluida en un billete básico, que no siempre sale más caro. Tomando al azar el lunes 12 de julio, el Madrid-Barcelona se vende entre 25 y 86,1 euros en el AVE; de 25 a 45 euros en Avlo, y la tarifa en Ouigo iba de 25 a 35 euros.

En su política de equipaje, el AVE permite tres bultos a bordo, mientras que sus rivales lo limitan a bolso de mano y maleta de cabina. Más estaciones intermedias y número de frecuencias, coche en silencio, tres clases o la posibilidad de acceso a sala VIP, también forman parte de su oferta exclusiva.

El servicio pionero de alta velocidad de Renfe cerró 2019 con un crecimiento del 4,9% en tráfico de viajeros, hasta los 22,4 millones en toda la red española de alta velocidad, según datos manejados por la CNMC (Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia). También se vio sorprendido por la crisis del coronavirus en máximos en lo que toca al ingreso por pasajero: 50,8 euros, solo un céntimo menos que en 2018. Ese ingreso se ve presionado en el nuevo tablero de juego.

Segunda planta del Alstom Eurodúplex operador por Ouigo.
Segunda planta del Alstom Eurodúplex operador por Ouigo.

El AVE incorpora wifi gratuito, mientras que Avlo arranca con la misma política, y ya se verá, y Ouigo cobra tres euros. En el acceso a contenidos (películas, música, noticias, etcétera), Renfe también busca diferenciarse de Ouigo, con ocio gratuito frente a los tres euros que marca la francesa para entrar en su Ouifon.

La filial de SNCF, que llegó a España con su tren Alstom de dos pisos, se diferencia de Avlo ofertando un coche cafetería (Ouibar), mientras que la nueva propuesta de Renfe lo ha suprimido en busca de ganar capacidad: 438 plazas frente a las 509 de Ouigo.

Elección de asiento, viajar con la mascota, maleta extra o la flexibilidad para cambiar el billete son atributos que, en general, se pagan.

Ouigo ha generado una revolución en el transporte ferroviario y Renfe se ha subido a ella. La pugna entre ambas se trasladará al corredor Madrid-Levante previsiblemente en la primavera del próximo año, cuando también está previsto el arranque de ILSA.

Ouigo contabiliza 130.000 viajeros en sus primeros 30 días

85% de ocupación. Ouigo cumple sus primeros 30 días con algo más de 130.000 viajeros en un total de 300 servicios, según datos no auditados ofrecidos por la compañía. Los casi 4.350 clientes por tren arrojan un factor de ocupación del 85%. Ouigo dice haber subido a miles de menores de 14 años, lo que confirmaría que la filial de SNCF ha conseguido atraer a familias para viajar entre Madrid y Barcelona.

Más oferta de Renfe. La pública ha reforzado sus servicios entre Madrid, Barcelona y Figueres, pasandose 172 a 248 servicios semanales, lo que supone un aumento del 41%.

Normas
Entra en El País para participar