Privacidad

Facebook no limitará WhatsApp aunque no se acepten las nuevas condiciones de uso

La compañía da marcha atrás de nuevo tras las presiones de usuarios y de autoridades y expertos en privacidad

Logo de WhatsApp.
Logo de WhatsApp.

Facebook da marcha atrás. Según se ha conocido este lunes, la compañía no bloqueará ni limitará las funcionalidades de la aplicación de mensajería, aunque los usuarios no acepten las nuevas condiciones de uso que quiere imponer la compañía y que permitirían compartir los datos de los usuarios de WhatsApp con Facebook. Al menos, por ahora.

Tras las duras quejas vertidas contra la compañía por los cambios en los términos de uso y política de privacidad que quería aplicar para obligar a esa compartición de datos, y tras la huida de muchos usuarios a aplicaciones rivales como Telegram o Signal, WhatsApp emitió ayer una breve nota en la que reconocía su cambio de criterio. Y ello pese a que había puesto como límite para aceptar las nuevas condiciones el pasado 15 de mayo.

“Tras la discusión reciente con varias autoridades y expertos en privacidad, queremos dejar en claro que actualmente no tenemos planes para limitar la funcionalidad de cómo funciona WhatsApp para aquellos que aún no han aceptado la actualización. En su lugar, continuaremos recordando a los usuarios de vez en cuando sobre la actualización, así como cuando la gente elija usar funciones opcionales relevantes, como comunicarse con una empresa que recibe soporte de Facebook”, dijo un portavoz de la compañía.

En la nota añadía que “esperamos que este enfoque refuerce la elección que tienen todos los usuarios si quieren o no interactuar con una empresa”, en clara alusión al uso de datos con fines publicitarios.

No es la primera vez que la compañía de Zuckerberg recula sobre esta cuestión, cambiando el plazo para aceptar las nuevas normas de uso. Un cambio que llegaba más de seis años después de que WhatsApp fuera comprada por Facebook.

El pasado enero la aplicación de mensajería retrasó del 8 de febrero al 15 de mayo la entrada en vigor de los nuevos términos del servicio, tras una fuga masiva de usuarios a las plataformas rivales, pues muchas personas habían interpretado que las nuevas políticas de WhatsApp suponían que la compañía compartiría por primera vez datos con su empresa matriz, incluyendo el contenido de los mensajes. Algo que no era así.

La integración de los datos entre Whats­App y Facebook ya había comenzado en 2016, para mejorar la experiencia de usuario con los productos y publicidad de Facebook, pero entonces la primera dio la opción de desvincular en los ajustes el intercambio de datos con fines publicitarios. Con los cambios en los términos de uso, Facebook y Whats­App pretendían ahora poder compartir también ciertos datos de pagos y transacciones para impulsar la publicidad, a medida que la compañía de Zuckerberg avanza en el ecommerce.

Nada ha aplacado las quejas. Ni siquiera en Europa, y eso que WhatsApp ha reiterado en varias ocasiones que las nuevas condiciones no tendrían efectos prácticos en la privacidad de los usuarios europeos, porque el reglamento de protección de datos impide que las dos empresas compartan datos. De hecho, ni siquiera ha evitado que varias instituciones de la UE anunciaran la semana pasada que abandonan WhatsApp por Signal por razones de seguridad.

Tanto la Comisión Europea (CE) como el Consejo de la UE han pedido a sus empleados que dejen de utilizar WhatsApp. Este último, además, anunció a los periodistas que próximamente utilizará Signal, otra aplicación estadounidense, para relacionarse con los medios de comunicación y se espera que el Ejecutivo comunitario siga los mismos pasos próximamente.

"El Consejo de la UE cambiará la plataforma de mensajería instantánea que usa para compartir información con los periodistas: trasladaremos los grupos (de chat) de WhatsApp a Signal", indicó el Consejo, que indicó que el cambio se haría después de la cumbre de la semana pasada. Mientras, un portavoz del Parlamento Europeo, Jaume Duch, dijo que ahora "utilizamos sobre todo WhatsApp", aunque "estamos pensando en pasar a Signal porque parece más seguro, pero siempre será una cuestión optativa".

Normas
Entra en El País para participar