Samsung Galaxy S8.
Samsung Galaxy S8.

¿Tienes un Galaxy S8 o S8+? Aprovecha porque Samsung publica su último ‘parche’

Tras cuatro años de soporte ininterrumpido del terminal.

Como suele decirse, "unos tienen la fama y otros cardan la lana", y cuando hablamos de actualizaciones para dispositivos móviles, Apple suele llevarse todos los parabienes por esa política de mantener la última versión de iOS en iPhone (o iPad) que tienen a sus espaldas cinco y hasta seis años. Mirad el caso de iOS 14, que es compatible todavía con los iPhone 6s que llegaron a las tiendas en 2015.

El problema suele estar en el terreno de Android, donde las compañías es raro que se alarguen en esos updates más allá de un par de años, con el riesgo que eso supone para la seguridad de millones de terminales en todo el mundo, que no reciben herramientas para combatir las amenazas que van apareciendo cada pocos meses y que explotan, en muchos casos, vulnerabilidades presentes desde el inicio de los tiempos.

Samsung actualiza los S8...

Los Galaxy S8 y S8+ son, seguramente, una de las mejores generaciones que han visto los tiempos dentro de la gama más alta de Samsung. Llegaron al mercado en 2017 con un diseño extraordinariamente depurado, agrandando ese frontal todo pantalla y dejando atrás la etapa de los botones físicos. Y desde entonces, ha contado con actualizaciones periódicas por parte de los coreanos... hasta ahora.

Samsung Galaxy S8+.
Samsung Galaxy S8+.

Así lo ha venido haciendo Samsung, que ha decidido concluir el soporte de updates de este maravilloso terminal con una actualización de seguridad que viene a tapar algunas amenazas y problemas detectados de forma general dentro de la plataforma Android. Aunque las últimas versiones del OS de Google no tuvieron continuidad más allá de los dos años preceptivos, en el resto de coberturas se han mantenido siempre dentro de los dispositivos compatibles, con actualizaciones trimestrales.

Esto supone que los actuales Galaxy S8 y S8+, aunque quedaron anclados en Android 9, han continuado recibiendo esas actualizaciones críticas que ahora llegan a su fin con un último parche. Eso significa que, cuatro años más tarde, quedará potencialmente desprovisto de armas con las que enfrentarse a las potenciales amenazas que puedan surgir, sobre todo, en el apartado de la seguridad. Eso sí, aunque han sido las versiones S8 y S8+ las que han recibido esta última actualización, está por ver que también se incluyan en la lista los Galaxy S8 Active y S8 Lite, que llegaron tiempo después y que no forman parte de esa familia de topes de gama que aterrizaron en las tiendas en el mes de abril de hace cuatro años.

Normas
Entra en El País para participar