La gran banca suma 25.000 nuevos accionistas pese al desplome de la cotización

Los seis bancos del Ibex cierran 2020 con 5,93 millones de accionistas, un 0,42% más

La gran banca suma 25.000 nuevos accionistas pese al desplome de la cotización pulsa en la foto

La fuerte caída en el precio de las acciones de la banca en 2020 no ha espantado a los inversores. Y es que, aunque la rentabilidad de los bancos ha caído por los suelos debido a las mayores provisiones y el sector mantiene una gran dificultad para generar ingresos por los bajos tipos de interés, en el último año las seis principales entidades españolas han ganado en conjunto 25.034 nuevos accionistas.

De esta forma, Santander fue la entidad que atrajo a más nuevos accionistas en términos absolutos (+32.724) a pesar de registrar una caída en Bolsa anual del 29%. Más llamativo es el caso de Sabadell, que con una depreciación de sus títulos del 65,96% ha sumado 9.191 accionistas. BBVA ganó 5.078 nuevos inversores aun registrando una caída en Bolsa anual del 19% y Bankinter sumó 2.520 accionistas con una caída en el valor de sus títulos del 32,27%.

Curiosamente, las únicas entidades del Ibex que perdieron inversores fueron CaixaBank (-13.400) y Bankia (-11.079) que han protagonizado la primera gran fusión en el proceso de consolidación bancaria en España tras la crisis del Covid. En 2020 registraron una caída en Bolsa del 24,91% y del 23,84%, respectivamente.

No obstante, ese interés de los accionistas por el sector financiero se ha diluido en el cuarto trimestre de 2020. En comparación con el cierre de septiembre, las seis entidades han perdido en conjunto un 2% de inversores (120.831). Por volumen, Santander es el banco que más accionistas cede (84.252), seguido de BBVA (19.014), CaixaBank (9.976), Bankia (4.998) y Sabadell (2.446). Bankinter, apenas vio salir a 145 accionistas de su capital. Aun así, el año cerró con 5,93 millones de accionistas entre las seis principales entidades, frente a los 5,9 en 2019.

Este renovado interés se ha producido, además, en un año en el que las entidades no han repartido dividendo. Y es que, el BCE, ha priorizado mantener a los bancos con altos niveles de capital y solvencia para poder financiar a familias y empresas durante el primer impacto del Covid-19 y afrontar con garantías el posible deterioro del balance a partir de 2021, ante el previsible repunte de los impagos por el cese de las medidas de estímulo.

Precisamente, en 2021 los bancos podrán volver a remunerar a sus accionistas, aunque con ciertas limitaciones, ya que el supervisor europeo ha fijado el tope del ‘pay out’ en el 15% del beneficio acumulado del periodo 2019-2020, y además los bancos deben demostrar que son lo suficientemente solventes.

Normas
Entra en El País para participar