Trump llega acorralado al final de su mandato tras el asalto al Congreso de sus partidarios

Cuatro muertos en los disturbios en el Capitolio

Cadena de dimisiones entre altos cargos de la Casa Blanca y posible invocación de la enmienda 25 de la Constitución

Protestas en el Capitolio durante el 6 de enero de 2021
Protestas en el Capitolio durante el 6 de enero de 2021 REUTERS

La presidencia de Donald Trump avanza hacia su final con una inédita provocación e incitación a la violencia por parte del mandatario, que ha sembrado el caos en Washington y ha dejado cuatro muertos y decenas de heridos. Después de que el Congreso ratificara la victoria electoral del demócrata Joe Biden, Trump se ha visto obligado a aceptar este jueves que su presidencia será de un solo mandato y prometió una "transición ordenada". El vicepresidente, Mike Pence, compañeros republicanos y líderes empresariales ya se habían distanciado de manera notoria del presidente, mientras algunos de sus principales asesores han renunciado a sus cargos. Y vuelve a sobrevolar la posible invocación de la enmienda 25 de la Constitución, que permitiría su destitución por incapacidad.

"Aunque no estoy totalmente de acuerdo con el resultado de las elecciones, y los hechos me confirman, habrá una transición ordenada el 20 de enero", dijo Trump en un comunicado publicado en Twitter por el portavoz de la Casa Blanca, Dan Scavino. Poco antes, el Congreso había certificado la victoria de Biden en las elecciones de noviembre, con un total de 306 votos, y por tanto llegarán al poder el próximo 20 de enero.

Trump se queda solo y en una posición aún más débil después de que un grupo de partidarios republicanos instigados por él mismo irrumpiera este miércoles de forma violenta en el Capitolio de Estados Unidos en un intento por detener la certificación final de su derrota en la reelección y la victoria del líder demócrata, Joe Biden.

El vicepresidente estadounidense, Mike Pence, ha sido uno de los que se han desmarcado de Trump en sede parlamentaria. "A quienes desataron hoy el caos en nuestro Capitolio: ustedes no han ganado. La violencia nunca gana. La libertad siempre gana. Y esta sigue siendo la casa del pueblo", dijo Pence, que ha gobernado durante cuatro años como número dos de Trump y ha sido una de sus figuras más leales. La víspera, Pence se negó a seguir la recomendación del presidente para que revocara el resultado de las elecciones.

Las arengas de Trump a miles de sus seguidores concentrados en Washington resultaron en un asalto de cientos de esos simpatizantes al Capitolio. No solo eso. Mientras sus partidarios ocupaban el Congreso, Trump les pidió que se fueran "a casa" pero siguió alabándoles e insistió en el fraude electoral. "Sé cómo os sentís", les dijo, y reiteró que no reconocería la victoria de Biden en las elecciones del 3 de noviembre.

El comportamiento de Trump ante los disturbios ha provocado una serie dimisiones en el núcleo más cercano al presidente. El consejero adjunto de seguridad nacional de la Casa Blanca, Matt Pottinger, ha dimitido tras la reacción Trump, según la CNN. La cadena también informa de que el asesor de seguridad nacional Robert O'Brien y el subjefe de gabinete Chris Liddell, estaban considerando renunciar.

No son las únicas salidas que se ha producido en las últimas horas. Stephanie Grisham, exdirectora de comunicaciones de la Casa Blanca, y secretaria de prensa y actual jefa de gabinete de la primera dama, Melania Trump, presentó su renuncia en la tarde del miércoles, a raíz de las violentas protestas. Asimismo, se ha producido la renuncia con efecto inmediato de la secretaria social de la Casa Blanca, Anna Cristina "Rickie" Niceta.

Enmienda 25 de la Constitución

Además, asalto al Congreso ha vuelto a alentar a quienes consideran que el actual inquilino de la Casa Blanca no debe seguir en su puesto. Según la CNN, algunos miembros del gabinete del presidente Donald Trump y algunos legisladores están estudiando la posibilidad de invocar la enmienda 25 de la Constitución alegando su incapacidad para servir en el cargo y traspasar las funciones de presidente al vicepresidente, Mike Pence, pese a que solo le quedan dos semanas de mandato.

Varios miembros del gabinete de gobierno están discutiendo la posibilidad de invocar la enmienda 25 para forzar la salida inmediata de Trump, aunque existen amplias dudas sobre si este proceso que contempla la Constitución prosperaría o si es aconsejable en estos momentos.

 Los demócratas ya lo intentaron a principios de 2020 sin éxito mediante un juicio político. Los congresistas Ilhan Omar y David Cicilline han abogado ahora por un nuevo proceso de 'impeachment', mientras que otros como Ted Lieu o Ayanna Pressley han reclamado abiertamente que se opte por la vía más rápida para expulsar a Trump del poder, la Vigésimo Quinta enmienda.

Críticas republicanas

Las críticas se producen también desde las filas republicanas. "Trump y yo hemos tenido un viaje increíble. Odio que termine de esta manera ”, dijo Lindsey Graham, senadora de Carolina del Sur, amiga de Trump y compañera de golf del presidente el día de Navidad. “Todo lo que puedo decir es que no cuenten conmigo. Es suficiente. He intentado ser útil ". El líder de la mayoría del Senado, Mitch McConnell, un icono entre los conservadores, pronunció una devastadora condena en el pleno del Senado, advirtiendo que los intentos de derrocar las elecciones "dañará nuestra república para siempre".

El ex presidente George W. Bush dijo que el asalto al Capitolio fue "realizado por personas cuyas pasiones han sido inflamadas por falsedades y falsas esperanzas". Y su sucesor, el ex presidente Barack Obama, aseguró que la historia recordaría la violencia "incitada por un presidente en funciones que ha seguido mintiendo sin fundamento sobre el resultado de una elección legal, como un momento de gran deshonra y vergüenza para nuestra nación ”.

Redes sociales

Trump, continuó elogiando a los manifestantes incluso en el peor momento de los enfrentamientos, también provocó medidas y nuevas restricciones y advertencias por parte de las compañías de redes sociales que impulsaron su ascenso político, incluidas Twitter, Facebook, Google y YouTube.

Las principales redes han tomado una iniciativa casi inédita en su existencia al decidir en las últimas horas bloquear las cuentas del presidente saliente.

"Como resultado de la violenta situación sin precedentes y en curso en Washington, D.C., hemos requerido la remoción de tres tuits de @realDonaldTrump que se publicaron hoy por violaciones graves y repetidas de nuestra política de integridad cívica", explica en su mensaje Twitter.

Facebook también impidió que Trump publicara en su plataforma durante 24 horas, después de que la red eliminara un vídeo que publicó a sus seguidores que participaron en el asalto. Trump también sufrirá un bloqueo de 24 horas en la red social Instagram, propiedad de Facebook.

Normas
Entra en El País para participar