Por qué la pyme española debe poner un ojo en Europa del Este

La buena conectividad y los beneficios de operar con moneda local son algunas de las ventajas

pymes exportar europa Este

Costes salariales menores, países centrados en formación técnica o conexiones rápidas y accesibles. Éstas son algunas de las ventajas que pueden aprovechar las pequeñas y medianas empresas al abrir mercado en Europa del Este.

Ebury, una fintech especializada en pagos internacionales y el cluster empresarial Secartys señalan que países como Rumanía, Bulgaria, Moldavia o Ucrania son destinos en los que deben fijarse las pymes. Ello se debe, indican, a que se trata de países con economías fuertes, que tienen estabilidad política y cuyas conexiones son sencillas desde España.

Buenas conexiones con España

Una de las razones por las que las pymes tienen que pensar en abrir mercado en Europa del Este es por las conexiones de dichos países con España. Tendrán, según ambas empresas, una ventaja a la hora de exportar los productos. Las conexiones rápidas les permitirán intercambiar mercancías en un breve periodo de tiempo.

Aparte de eso, los países de Europa del Este también suponen un ahorro de costes en mano de obra. Por ejemplo, lugares como Rumanía o Bulgaria tienen una mano de obra más barata con respecto al resto de la Unión Europea. Aparte de eso, las empresas de este país deben pasar importantes controles de calidad.

Países industrializados

Otra de las ventajas de abrir mercado en Europa del Este es la formación técnica de estos países. Algunos como Moldavia o Ucrania están bien industrializados. Disponen de lugares dedicados a la industria, así como de ayudas del Gobierno para que puedan crear nuevas fábricas.

Del mismo modo, la moneda local de estos países también supone una ventaja competitiva. Es el caso de Rumanía, República Checa, Bulgaria o Hungría, todos ellos gestionan su propia moneda, eso indica que la moneda puede tener cierta volatilidad y hay que asegurarse del tipo de cambio. Según indican desde ambas empresas, se aconseja operar en la moneda local, ya que con ella se pueden hacer pagos de forma sencilla y los proveedores españoles pueden tener un margen a la hora de hacer el cambio.

Normas
Entra en El País para participar