Bruselas acusa a Amazon de aprovecharse de los datos de otros vendedores

La empresa de Jeff Bezos podría enfrentar una multa de hasta el 10% de las ventas anuales, unos 28.100 millones de dólares

El CEO de Amazon, Jeff Bezos, en el Congreso de la Federación Internacional de Astronáutica en Washington (EE UU), en 2019.
El CEO de Amazon, Jeff Bezos, en el Congreso de la Federación Internacional de Astronáutica en Washington (EE UU), en 2019. Getty Images

Bruselas avanza en su investigación antimonopolio sobre Amazon. La Comisión Europea ha acusado formalmente este martes al gigante del ecommerce de haber utilizado en su propio beneficio información confidencial de empresas que utilizan su marketplace, violando de esta forma las reglas comunitarias de competencia.

Entre las malas prácticas denunciadas, Bruselas explica que Amazon detecta los productos más vendidos por otros minoristas y genera un stock propio de esos mismos productos, aprovechándose de que los acuerdos de la compañía con otros vendedores le permite recolectar "competitivamente información confidencial" sobre lo que se vende y la disponibilidad de los otros minoristas.

Así, la querella presentada por la comisaria europea de Competencia, Margrethe Vestager, confirma las sospechas de la investigación en profundidad puesta en marcha en julio del año pasado. El nuevo paso de las autoridades comunitarias podría resultar en una multa de hasta el 10% de las ventas anuales de Amazon, unos 28.100 millones de dólares, y una orden para reestructurar el negocio, si el gigante tecnológico no resuelve las acusaciones de Bruselas.

Margrethe Vestager, comisaria europea de Competencia, este martes en Bruselas.
Margrethe Vestager, comisaria europea de Competencia, este martes en Bruselas. AP

"Debemos asegurar que el doble papel de las plataformas con poder de mercado, como Amazon, no distorsionan la competencia. La información sobre las actividades de terceros vendedores no debe utilizarse en beneficio de Amazon cuando ésta actúa como competidor de estos vendedores", ha resumido este martes Vestager. Las alarmas se disparan especialmente al tener a la vuelta de la esquina uno de los mejores trimestres para Amazon, con fechas como el Black Friday y las fiestas navideñas.

Además, el Ejecutivo comunitario ha abierto este martes una segunda investigación contra Amazon, bajo las sospechas de que la compañía podría favorecer de manera artificial sus propias ofertas minoristas y las de otros vendedores que utilizan los servicios logísticos y de reparto del gigante tecnológico.

La compañía de Seattle, que cerró el tercer trimestre con unos ingresos de 96.100 millones de dólares, está en el ojo de los antimonopolio en Europa y en Estados Unidos. Amazon ha sido incluido desde el año pasado en una investigación del Congreso de Estados Unidos, junto a Google, Facebook, Apple para averiguar si los conglomerados llevan a cabo conductas anticompetitivas, al utilizar información sobre sus anunciantes, sus productos y sus transacciones para su propia estrategia comercial.

Directores de grandes tecnológicos se presentan a una audiencia antimonopolio virtual celebrada desde el Congreso en Washington (EE UU).
Directores de grandes tecnológicos se presentan a una audiencia antimonopolio virtual celebrada desde el Congreso en Washington (EE UU). Getty Images

La batalla contra estos grandes tecnológicos ha reforzado el record de Vestager. La danesa, que cumple su segundo mandato como comisionada de competencia, ya ha liderado otras denuncias contra Amazon. En 2017, la comisaria obligó a la compañía a devolver 250 millones de euros a Luxemburgo en impuestos no abonados por haberse beneficiado de un sistema fiscal favorable.

También, bajo su mandato, la Unión Europea ha multado a Google con más de 8.000 millones de euros en tres casos antimonopolio separados, mientras que a Apple se le ha ordenado pagar 13.000 millones de euros en impuestos atrasados al gobierno irlandés.

Normas
Entra en El País para participar