Infraestructuras

España y Francia buscan la reapertura del túnel ferroviario de Somport tras 50 años de clausura

El Ministerio de Transportes y la región de Nueva Aquitania firman un acuerdo para impulsar los informes previos

El secretario de Estado de Transportes, Pedro Saura.
El secretario de Estado de Transportes, Pedro Saura.

La reapaertura del centenario túnel ferroviario de Somport, que conecta España y Francia a través de los Pirineos, va a ser sometida a estudio. El compromiso de ambos países para comprobar su viabilidad parece firme, según el acuerdo alcanzado entre el Ministerio de Transportes español y la región de Nueva Aquitania.

Este paso fronterizo fue cerrado el 27 de marzo de 1970 ante los desperfectos ocasionados por el descarrilamiento de un tren de mercancías en la vertiente francesa. El accidente provocó el derrumbe del puente metálico de L'Estanguet. Con este tramo fronterizo inutilizado, España y Francia están comunicadas por ferrocarril a través de Irún, La Tour de Carol y el túnel de Pertús, entre Figueras y Perpiñán.

Las partes implicadas han anunciado esta mañana su colaboración para impulsar los informes necesarios y habilitar de nuevo una infraestructura que daría viabilidad a la línea Zaragoza-Canfranc-Pau (Corredor Central). La iniciativa se enmarca en el Acuerdo de Subvención del Mecanismo Conectar Europa (CEF). El acuerdo ha sido sellado por el secretario de Estado de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, Pedro Saura; y por el presidente del Consejo de la Región de Nouvelle-Aquitaine, Alain Rousset. Para los próximos días está prevista la publicación del convenio en el BOE.

El túnel internacional de Somport tiene 7.871 metros de longitudy cruza los Pirineos desde Los Arañones, en Canfranc (Huesca), hasta Les Forges d´Abel (departamento francés de los Pirineos Atlánticos). La longitud en el tramo español es de 4.714 metros, por los 3.157 del segmento francés. La disposición de España a la recuperación del Corredor central viene de años atrás. En 2012 el propio Ministerio de Fomento incluyó el paso por los Pirineos Centrales en la Red Transeuropea de Transporte.

Las estaciones más cercanas a este paso son las de Canfranc en España y la de Urdos en el lado francés. En su momento de máxima actividad, el paso de carga alcanzó las 158.000 toneladas en 1967 en importaciones desde Francia, mientras que las exportaciones españolas fueron siempre testimoniales. En cuanto al tráfico de pasajeros, a mediados de los años sesenta se rozaron los 40.000 en el año.

La intención de ambas administraciones es promover un único contrato para la elaboración de los estudios que conduzcan a la rehabilitación del túnel ferroviario. A partir de ese hito, la citada línea Zaragoza-Canfranc-Pau podría reactivarse para el tráfico de pasajeros y mercancías entre los dos países. En el lado francés, la UE ha estado financiando durante años el desbroce en el trazado más cercano a la frontera.

Antes de hablarse de los contratos de recosntrucción, deberán realizarse estudios medioambientales; sobre la situación actual de la obra civil del túnel e infraestructura ferroviaria; sobre la gestión y explotación, la gobernanza del túnel y las actuaciones a realizar en el túnel.

Normas
Entra en El País para participar