Inmobiliario

Pontegadea supera por primera vez los 1.000 millones de deuda bancaria

Está vinculada a la mayor actividad de compra de inmuebles

Imagen del edificio The Post Building de Londres, adquirido el año pasado por Pontegadea por 700 millones.
Imagen del edificio The Post Building de Londres, adquirido el año pasado por Pontegadea por 700 millones.

Pontegadea Inversiones, el grupo empresarial bajo el que el fundador de Inditex Amancio Ortega desarrolla su actividad en el mercado inmobiliario y en el que tiene depositada su participación de casi el 60% en el grupo textil, incrementó durante 2019 el endeudamiento con las entidades financieras en su año de mayor actividad compradora, superando por primera vez la barrera de los 1.000 millones de euros en esta partida.

Así consta en las cuentas consolidadas de Pontegadea Inversiones, la sociedad cabecera del grupo. Esa cifra supone un incremento del 20% respecto a lo que aparecía en su balance en el ejercicio 2018. En concreto el grupo cerró el pasado año con 1.007 millones de pasivo con entidades financieras, de los cuales la mayoría, 856 millones, tenían vencimientos a largo plazo. De hecho estos están bastante repartidos, teniendo que abonar 137 millones en dos años, 147 millones en tres, 181 a cuatro años vista o 89 a un lustro. A más de cinco años tiene el vencimiento de otros 297 millones. Hay que recordar que a cierre de 2019 Pontegadea Inversiones tenía, a nivel consolidado, unos fondos propios de 17.800 millones o que tuvo un beneficio de más de 3.700 millones, según sus últimas cuentas.

De esta forma, el grupo de Amancio Ortega se apoyó en la banca para acometer sus adquisiciones inmobiliarias. Solo en 2019 las inversiones en estos activos fue de 2.065 millones de euros. Por ejemplo, se hizo con el edificio The Post Building de Londres por 700 millones, o con los complejos empresariales Troy Block y Arbor Bocks, ambos en Seattle, por 665 millones el primero, ocupado por Amazon, y por 400 millones por el segundo, donde es casero de Facebook.

Capacidad financiera

Fuentes cercanas al grupo de Ortega confirman que esa deuda bancaria está vinculada a las operaciones de compras de activos, la cual se amortiza en plazos cortos gracias la capacidad financiera del grupo, por lo que el soporte de la deuda bancaria no refleja necesidades de financiación. Por ejemplo, durante 2019 Pontegadea Inversiones amortizó 541 millones.

La mayor parte de este endeudamiento se encuentra en sus filiales internacionales, que son las que mayor actividad compradora tuvieron durante el pasado año. Recurriendo a las entidades bancarias el grupo inmobiliario del fundador de Inditex puede acelerar el cierre de las operaciones de compra.

En sus filiales españolas, Ortega sigue una política muy parecida a la que lleva a cabo Inditex en su relación con los bancos. Lo que significa que es escasa. El grupo textil apenas tenía 39 millones de euros de deuda con entidades de crédito a cierre del ejercicio 2019, una cifra mínima para su magnitud.

A nivel individual, Pontegadea Inversiones no refleja deuda alguna con bancos; Pontegadea Inmobiliaria apenas tenía cuatro millones, por los 18 del año anterior, y de ellos tres eran a corto plazo y uno a largo; y Pontegadea España tenía 26 millones, frente a los 211 millones con los que cerró 2018, con lo que en apenas un ejercicio amortizó 185 millones de su deuda bancaria. En Partler 2006, la sociedad bajo la que tenía parte de sus acciones en Inditex [ahora bajo Partler Participaciones] tampoco reflejaba pasivo alguno con entidades financieras

A nivel consolidado, el pasivo de Pontegadea Inversiones dio un salto importante debido al cambio en la normativa NIIF 16 sobre los alquileres. Su pasivo a largo plazo pasó de 2.442 millones en 2018 a 7.493 millones y a corto de 5.827 a 8.004. La aplicación de esta normativa, que lleva al activo pero también al pasivo el coste de los arrendamientos, en los que tiene un peso importante la actividad de Inditex, explica la diferencia. Solo en alquileres el pasivo era de 6.657 millones, de los que 5.034 eran a largo plazo.

Patrimonio de 58.685 millones y activos por más de 15.000

Gigante. Amancio Ortega, a través de las distintas filiales que penden de Pontegadea y del resto de sociedades de su propiedad ha construido todo un imperio inmobiliario y societario en el que acumula un patrimonio total de 58.685 millones de euros, además de unos activos inmobiliarios de 15.163 millones, tras las compras por valor de 2.065 millones que llevó a cabo durante el año pasado. En los últimos meses ha acometido una reordenación societaria con el fin de simplificar su estructura. Pontegadea España ha absorbido la sociedad Grilse, propietaria de activos inmobiliarios en España, la absorción por Pontegadea Inversiones, la cabecera del grupo, también ha absorbido su filial Pontegadea 2015, donde Ortega tiene su participación en Telxius, lxius, y escindió de Pontegadea Inversiones de la nueva sociedad Pontegadea GB 2020.

Normas
Entra en El País para participar