Goirigolzarri: “¿Se puede dar una fusión? Sí, pero no estamos en ello, y menos con esta crisis”

El presidente de Bankia pide a los políticos que bajen la crispación y hagan un esfuerzo de entendimiento

El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri.
El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri.

El presidente de Bankia, José Ignacio Goirigolzarri, admite en una entrevista que publica este domingo El País que este año y el próximo, Bankia y el sector de banca se enfrentan a “cuentas muy complejas con rentabilidades bajas”. “Mientras la rentabilidad sea permanentemente baja y no se vea posibilidades de crecimiento, las fusiones son un incentivo; como las paneuropeas son muy complejas, se mira a las nacionales. ¿Se puede dar una fusión? Sí, pero no estamos en ello y menos con esta crisis. Es un camino para ser más eficientes pero también tiene un riesgo de gestión, si la fusión se hace mal, se convierte en un problema como se vio en esta casa hace años”, explica Goirigolzarri.

Acerca de la estrategia a seguir por la entidad, el presidente de Bankia señala: “Trabajamos en incrementar las cuotas de mercado de los sectores más rentables como el de empresas, y en productos que generan valor añadido como fondos de inversión y seguros. Tenemos que acelerar la digitalización, que nos dará más eficiencia y creo que es muy importante preservar la fortaleza y solvencia del balance”.

En la entrevista, Goirigolzarri señala que hay que luchar por preservar valores como el multilateralismo, el europeísmo, la globalización, los derechos y libertades y la democracia liberal y se muestra preocupado por el clima político español: “Estamos viviendo unos momentos de crispación política muy clara y a mí, como ciudadano, eso me parece mal. La crispación ni salva vidas ni crea puestos de trabajo. Es muy importante bajar el nivel de crispación y centrarnos en las cosas importantes, en los problemas que tenemos en estos momentos y lo que tenemos que pedir a los responsables políticos es que hagan ese esfuerzo de entendimiento”, dice.

En opinión de Goirigolzarri, "la derogación total de la reforma laboral es un debate que no toca". "Cuando pensemos en eso, la alternativa no es ir a lo que ocurría en 2011. Habrá que mejorar pensando en el futuro y con un mercado laboral radicalmente diferente al que teníamos en 2011; y eso hay que hacerlo en el marco del diálogo social", dice.

Sobre la reputación de la banca, Goirigolzarri señala: "Partimos de una situación que no es buena, pero estamos convencidos de que tenemos que echar el resto para mejorar nuestra reputación, que es uno de los grandes problemas de la banca. Ahora tenemos una gran oportunidad para mejorarla. Más allá de la aportación a fondos sociales y la condonación de comisiones, la reacción del sector en la pandemia ha sido más que notable. Somos un servicio esencial y nos hemos comportado de forma espléndida con casi 90% las oficinas de Bankia abiertas. Todo el mundo habla de los colectivos que han aguantado durante la crisis pero se olvidan de los empleados de banca. Nuestro equipo está muy contento por el comportamiento del banco y sobre todo les emocionan los agradecimientos de los clientes".

Normas
Entra en El País para participar