Anticorrupción se querella contra la excúpula de Isolux por supuestas comisiones en Argentina

Anticorrupción señala que se habrían realizado al menos 19 entregas de dinero a funcionarios argentinos, cada una por valor de unos 300.000 euros

Anticorrupción se querella contra la excúpula de Isolux por supuestas comisiones en Argentina

La Fiscalía Anticorrupción ha presentado una querella ante la Audiencia Nacional contra la extinta Isolux Corsán y la que fue su cúpula directiva entre los años 2008 a 2015 por el presunto pago de comisiones ilegales a una asociación ilícita dirigida por el expresidente de Argentina Néstor Carlos Kirchner y la actual vicepresidenta, Cristina Fernández, para conseguir en 2007 la adjudicación de la construcción de una central termoeléctrica.

La querella va dirigida contra la entidad Grupo Isolux Corsán y contra los que fueran sus responsables en España, según explica la Fiscalía en un comunicado. En concreto, se dirige contra el expresidente Luis Delso, ya imputado en el 'caso Pujol'. También contra el vicepresidente, consejero delegado y director financiero de la compañía durante el periodo señalado.

Anticorrupción explica que las acciones no se dirigen contra los ciudadanos argentinos responsables de la sucursal en Argentina, dado que ya están procesados y pendientes de juicio en ese país.

La querella se sustenta en la investigación llevada a cabo por la justicia argentina en el conocido como caso 'cuadernos de la corrupción', según la cual durante los años 2003 a 2015, varios funcionarios del Poder Ejecutivo Nacional habrían constituido una asociación ilícita, dirigida por Kirchner y su mujer, dedicada al cobro de comisiones ilícitas vinculadas a la concesión de obras públicas a diversas empresas.

Anticorrupción señala que, según el juez a cargo de esa investigación, "entre los años 2008 a 2015 el Grupo Isolux Corsán habría efectuado, al menos, 19 entregas de dinero a tales funcionarios, cada una de ellas por regla general por un importe de 300.000 dólares".

La investigación ha apuntado que, aunque esas entregas se ejecutaron por los responsables locales de Isolux, fueron "autorizadas" por la matriz española que, además, transfirió periódicamente los fondos necesarios para ello desde España.

El Ministerio Público recuerda en su comunicado que, además del normal ejercicio de sus funciones, la acción de la Fiscalía Anticorrupción se dirige a dar cumplimiento a los compromisos internacionales adquiridos por España tras la ratificación en el año 2000 del Convenio de lucha contra la corrupción de funcionarios públicos extranjeros en las transacciones comerciales internacionales hecho en París el 17 de diciembre de 1997.

Una de las mayores quiebras empresariales

El grupo Isolux se declaró en concurso de acreedores en 2017 tras no lograr refinanciar su deuda y con un 'agujero patrimonial' de 3.830 millones de euros, según indicó entonces el informe de sus administradores concursales.

La compañía de construcción e ingeniería y sus filiales que quebraron con una deuda total de 5.695,3 millones de euros, mientras que los activos para afrontarla presentan un valor de 1.865 millones de euros.

De esta forma, el concurso de Isolux Corsán se erigió como uno de los mayores de la historia empresarial española, junto a los de la inmobiliaria Martinsa Fadesa, la ingeniería Abengoa, la corporación Nueva Rumasa y la firma de alimentación Pescanova.

Normas
Entra en El País para participar