Bruselas propone una lista de terceros países vetados a partir del 1 de julio

Insta a los socios a abrir las fronteras internas del espacio Schengen el 15 de junio

La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen.
La presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen.

La Comisión Europea, que recomienda a los Estados miembros del espacio Schengen levantar las restricciones fronterizas internas el 15 de junio y mantenerlas para el resto del mundo hasta el 30 del mismo mes, ha presentado este jueves su propuesta para la gestión de los viajeros y turistas de terceros países a partir del 1 de julio. Así, dado que la situación sanitaria en muchas zonas "sigue siendo crítica", la Comisión no apuesta por un levantamiento general de las restricciones, sino que plantea a los socios elaborar una especie de lista consensuada en la que se incluyan los terceros países de los que sí se pueden recibir viajeros. Estas medidas estarían basadas en "principios y criterios objetivos que incluyen la situación sanitaria" de cada zona, la capacidad de aplicar medidas de contención durante el viaje" y otras consideraciones como la "reciprocidad". También se tendrían en cuenta los criterios de organismos relevantes como el Centro Europeo para la Prevención y el Control de las Enfermedades( ECDC).

En aquellas regiones en las que los vetos temporales sigan vigentes, la Comisión propone ampliar las categorías de viajeros permitidos para incluir, por ejemplo, estudiantes internacionales, así como trabajadores de alta cualificación. Bruselas también está dando orientaciones a los Estados miembros para garantizar que la reanudación de las operaciones de visado en el extranjero esté bien coordinada con el levantamiento gradual de las restricciones de viaje. La comisaria de Interior, Ylva Johansson, explica que "tras el levantamiento de todos los controles fronterizos internos dentro de la Unión, estamos proponiendo un enfoque claro y flexible para eliminar las restricciones a partir del 1 de julio. Los viajes internacionales son clave para el turismo y los negocios y para el rencuentro de familiares y amigos. Si bien todos tendremos que ser cuidadosos, ha llegado el momento de hacer preparativos concretos para levantar las restricciones con países cuya situación de salud es similar a la de la UE". Enfatiza en la necesidad de levantar las prohibiciones de movimiento internas, que "no son una medida efectiva" para controlar la pandemia.

El Ejecutivo Comunitario enfatiza en que las acciones en las fronteras exteriores de la UE deben ser coordinadas y uniformes para ser efectivas. Dado que los viajeros que ingresan a la UE pueden moverse libremente de un país a otro, "es crucial que los Estados miembros coordinen sus decisiones sobre el levantamiento de las restricciones de viaje". Esta es la razón por la cual se sugiere una lista común de naciones no pertenecientes a la UE para las que se puedan levantar las restricciones a partir del 1 de julio.

Criterios objetivos

La decisión de levantar las restricciones para un país específico debe basarse en la situación epidemiológica y la respuesta que se le ha dado allí a la pandemia, así como en la capacidad de aplicar medidas de contención durante el viaje y si ese país ha levantado o no las restricciones de viajes hacia la UE. Con todo, las restricciones deben levantarse primero en los países cuya situación epidemiológica sea similar a la media de la UE. Por su parte, deberían mantenerse los vetos temporales con los países cuya situación sea peor.

La Comisión propone también un mecanismo de coordinación mediante el cual apoyaría a los Estados miembros y los Estados asociados a Schengen a nivel técnico, facilitando la preparación de una lista de países para los que podrían eliminarse las restricciones de viaje. Las decisiones sobre el levantamiento de las restricciones deberían prepararse con los Estados miembros, para que todas las medidas se adoptasen de manera coordinada, y así garantizar una aplicación uniforme en toda la UE.

Normas
Entra en El País para participar