El petróleo se dispara con los datos de los inventarios de crudo en EE UU

El West Texas sube un 22% y el Brent, un 11%

West Texas y Brent
Estación de servicio en Caracas. EFE

El mercado del petróleo se aferra como clavo ardiendo a cualquier noticia que inspire que el equilibio en el mercado puede acercarse. Este miércoles ha sido el dato de los inventarios de petróleo en EE UU, que aunque aumentaron, lo hicieron menos de lo esperado. El petróleo West Texas rllego a responder con alzas de hasta el 30%, aunque finalmente se limitaron al 22%, mientras que el Brent sumó un 11%.

El crudo atraviesa una situación de enorme excepcionalidad. Por un lado, el parón económico total para contener la expansión del coronavirus ha hundido la demanda de crudo. Las empresas han dejado de necesitar consumir petróleo, las aerolíneas tienen todas sus naves paradas y los ciudadanos tienen aparcados sus automóviles en casa. Por el lado de la oferta, los países productores han tardado demasiado tiempo en reaccionar y mantuvieron hasta hace un mes una guerra en el bombeo de crudo. Ahora tanto Arabia Saudí como Rusia y EE UU han pactado reducir su ritmo de bombeo.

Petroleo Brent 42,780 -0,834%

El problema está en que se ha producido tanto crudo de más que el mundo empieza a no poder almacenarlo. Y, si lo hace, el coste es demasiado alto. Una situación que ha impactado más en el mercado de EE UU, cuyo crudo de referencia llegó a cotizar en negativo la semana pasada. Los depósitos de la localidad de Cushing, en Oklahoma, que es donde se realizan las entregas de barriles, se encuentran al tope de su capacidad, mientras que en el caso del Brent (albergados en buques y en reservas en el mar del Norte) es más flexible.

La importancia del dato revelado este miércoles, que se produjo tras otra sesión negra ayer, radica en que la caída de la demanda de crudo puede no ser tan fuerte como algunos expertos, como la AIE, pronosticaba. EE UU ha conseguido vender más crudo del que esperaba y, por tanto, el que se ha visto obligado a almacenar no es tanto.

Gene McGillian, vicepresidente de análisis de mercado de Tradition Energy, expresa a Reuters su iniquietud por las fuertes sacudidas del mercado petrolero en las últimas sesiones: "Me preocupa un poco que esté rebotando demasiado rápido. Aún así vimos casi 9 millones de barriles (de crudo) almacenados. Y seguimos viendo que habrá más semanas así semanas a menos que algo cambie".

Los inventarios de crudo se han incrementado en 10 millones de barriles hasta los 510 millones, mientras que el mercado esperaba que lo hiciesen en 10,6 millones. Los stocks de gasolina cayeron, de hecho, en 1,1 millones frente al incremento de 2,5 millones que auguraban los analistas.

Normas
Entra en El País para participar