Inversión

Los ‘hedge funds’ apuestan más de dos billones a la caída de acciones y bonos

Los activos bajo gestión aumentan un 20% en 2018 hasta 3,5 billones

Fondos de cobertura Pulsar para ampliar el gráfico

Los fondos de cobertura (hedge funds) están más vigilados que nunca debido a la pandemia por el Covid-19. Sus apuestas contra la renta fija y las Bolsas de todo el planeta, por unos dos billones de euros, así lo aconsejan, según el informe publicado ayer por el organismo que agrupa a más de 115 comisiones de valores de todo el mundo, Iosco. Las conclusiones señalan que el número de estos vehículos era de 2.139, lo que supone un incremento del 8,5% respecto a la encuesta previa.

Este aumento en el número de hedge funds se deja sentir también en el volumen de activos bajo gestión que asciende a 3,85 billones de dólares (unos 3,53 billones de euros) a cierre de septiembre de 2018. Este importe creció un 19,5% entre el periodo 2016 y 2018. No obstante, en el informe se advierte de que esta cuantía es menor que el verdadero tamaño de la industria de este tipo de vehículos, pues en la encuesta solo se computan aquellos cuyos activos bajo gestión alcancen al menos los 500 millones de dólares (unos 459 millones de euros). Pero son las estrategias de inversión seguidas por estos fondos las que más interés generan. A través de esta encuesta que se realiza desde 2010 los reguladores pueden conocer mejor las tendencias que imperan en las actividades comerciales, el apalancamiento, la gestión de liquidez y la financiación que existe en el sector.

Del último sondeo realizado por Iosco se extraen varias conclusiones en lo que a exposición de activos y metodología de inversión se refiere. La primera de ellas es que las estrategias predominantes hace casi dos años eran las múltiples, que acaparaban el 20% de los activos bajo gestión (0,71 billones de euros). A estas se suman las basadas en mantener el patrimonio a largo y corto plazo (concentran el 19% de los activos) y las estrategias global macro (16%). Esta última consiste en invertir en toda clase de activos y mercados y como criterio de selección se escoge el análisis macroeconómico.

Pero en la exposición de activos tanto en efectivo como en derivados, el mayor peso se concentra en la renta variable. Dentro de la Bolsa es destacada la apuesta bajista que hacen contra las acciones, una estrategia que si bien se remonta a hace dos años en la actualidad está de plena vigencia ante la inestabilidad que vive el mercado a consecuencia del coronavirus. Las apuestas bajistas contra acciones sumaban 1,3 billones de euros.

Pese a que supervisores como la CNMV han prohibido este tipo de operaciones con el objetivo de contener las bruscas caídas en Bolsa, son muchos los inversores los que recurren a ellas para sacar partido de los descensos de la Bolsa. Pero la apuesta por las caídas no se limitó en 2018 a la renta variable. El informe de Iosco también revela que los inversores mantenían posiciones bajistas contra la deuda por 0,66 billones. En total si se suman las inversiones bajistas en deuda y bonos, los hedge funds apostaron más de dos billones en este tipo de operaciones. El poder de estos fondos en medio de la peste coronavírica es máximo y su vigilancia también.

Iosco añade que el apalancamiento neto se situo en una veces. Es decir, es prácticamente inexistente y los fondos sobre los que se han recopilado no apuestan con más dinero del que tienen en balance y prefieren contar con un colchón de caja. Sus niveles de liquidez son de tal magnitud que pueden hacer frente a una oleada de reembolsos.

Islas Caimán y EE UU concentran el 80% de los fondos

La encuesta de 2018 realizada por IOSCO se centran nueve jurisdicciones: Francia, Alemania, Hong Kong, EE U, Irlanda, Luxemburgo, Reino Unido, Singapur y, a diferencia del estudio de 2016, en este caso se incorpora a Suiza.

Los fondos de cobertura analizados en la encuesta de 2018 continuaban estando domiciliados principalmente en las Islas Caimán y los Estados Unidos, que de acuerdo a la información recogida por IOSCO representaban el 80% de los fondos de cobertura. Las jurisdicciones europeas suponían una fracción de los hedge funds, una tendencia que sigue la regla imperante en las encuestas anteriores.

Normas
Entra en El País para participar