¿Sabes qué nombres no podrás utilizar en Facebook?

¿Sabes qué nombres no podrás utilizar en Facebook?

La red social tiene algunas limitaciones importantes.

Facebook no es, por suerte, Twitter, donde muchos usuarios se esconden tras nombres imposibles o absurdos para así quedar impunes cuando se comportan como auténticos trols. La red social de Mark Zuckerberg tiene otros problemas pero, por regla general, quienes quieren utilizarla de forma correcta, para contactar con amigos actuales, o pasados, suelen ir a cara descubierta y hacerse responsables de lo que publican.

Es por eso que si vas a poner tu nombre y apellidos, no hará falta decirte qué cosas puedes poner y qué cosas no. No hay debate. Pero las dudas llegan cuando queréis ser algo más creativos y utilizar algún apodo por el que os conocen, o una palabra que no es ni un nombre ni un apellido. ¿Es posible utilizarlas?

Facebook tiene la última palabra

Como os decimos, si queréis poner un nombre en vuestro futuro perfil de Facebook (o modificarlo) y que no sea el vuestro habitual, tenéis que conocer algunas normas que imponen desde la red social. La primera de ellas es saber que no podréis utilizar símbolos, números, mayúsculas de un modo inusual –es decir, varias, alternas o desordenadas y no para la primera letra de cada nombre o apellido–, signos de puntuación ni caracteres repetidos. Estos últimos, obviamente, tienen excepciones gramaticales como la "rr" de muchos apellidos, etc.

Llamarse Mark Zuckerberg no está prohibido.
Llamarse Mark Zuckerberg no está prohibido.

Otra cosa que no podréis hacer, según Facebook, es utilizar "caracteres de distintos idiomas", entendido eso dentro de una misma palabra. Es decir, por ejemplo, una "ñ" española y un acento circunflejo "^" francés. Tampoco podréis utilizar frases hechas, a modo de titular, ni palabras ofensivas (¿hace falta algún ejemplo?) o que sean sugerentes. En este último punto, ¿Facebook se refiere a contenido sexual?

Tampoco podréis utilizar palabras que denoten títulos ni profesionales ni religiosos, igual que nobiliarios (imaginamos), por lo que vuestro sueño de que os llamen Doctor Francisco lo tendréis que dejar para otro momento, por ejemplo para una tarjeta de visita. Igual ocurre con los apodos, que están permitidos, pero mientras tengan que ver con tu nombre real. Es decir, que un José no se podrá poner de nombre Paco, y viceversa, Pepe para Francisco.

Por último, aunque no nos toca demasiado porque se trata de costumbres anglosajonas, la mujer podrá utilizar su apellido de soltera (¡faltaría más!) y, por supuesto, hay una prohibición taxativa por parte de los de Mark Zuckerberg de que no se pueden utilizar nombres que no sean los nuestros. ¿Creéis que habrá alguno en Facebook? (ironía modo on).

Normas
Entra en El País para participar