El turismo, un sector líder con un panorama convulso

Del sol y playa a referente mundial. Cuatro décadas de turismo español

Parque Güell, Barcelona
Turistas en el Parque Güell, en Barcelona. Cataluña fue la comunidad con más visitantes en 2019.

Del “vente a España al sol y playa” a convertirse en referente mundial. De alcanzar su séptimo récord consecutivo de visitantes a afrontar una época de incertidumbre. El turismo español saborea el éxito, pero no quita ojo a un panorama internacional agitado, al agotamiento del modelo turístico y el enfriamiento de un sector que debe satisfacer a un turista cada vez más exigente y a un horizonte de sostenibilidad.

Y, además, Fitur cumple cuatro décadas como mejor testigo de este proceso de transformación. “En estos 40 años de Fitur, España se ha convertido en el segundo destino mundial por número de turistas y gasto originado por ellos”, explica Isabel Oliver, secretaria de Estado de Turismo. “Hemos pasado de recibir 38 millones de visitantes en 1981 a más de 83 millones y hemos puesto en valor una oferta diversa y sostenible”, añade.

Nuevos retos y horizontes para el destino más competitivo

España celebra la cuarta década de la feria como destino más competitivo del mundo por tercer año consecutivo, según el ranking del Foro Económico Mundial. Pero ¿cómo hemos llegado hasta aquí?

Transformación

“La evolución de nuestro modelo turístico desde la década de los ochenta ha estado marcada por la diversificación, la elevación de la calidad y el posicionamiento de la oferta, la transformación digital y la creciente afiliación a marcas y cadenas”, comenta Gabriel Escarrer Jaume, consejero delegado de Meliá Hotels International.

El turismo español ha pasado de ser un sector básicamente vacacional, donde los turoperadores marcaban el dónde, el cuándo y el qué, a otro totalmente diversificado donde el viaje independiente tiene cada vez más presencia.

En 1981, cuando se inauguró la feria, llegaron 38 millones de turistas a España

Los datos del Instituto Nacional de Estadística (INE) desvelan que, desde enero hasta noviembre de 2019, del total de 79 millones de visitantes, 57 millones viajaron sin paquete turístico, un 3,7% más que en el mismo periodo de 2018. Los viajes con turoperador cayeron un 4,7%.

Hasta 1998 nuestro país no ocuparía el segundo puesto mundial como receptor de turistas, con más de 41 millones de llegadas. Entre 2000 y 2007, el sector experimentó un crecimiento evidente, llegando a atraer 58 millones de turistas que generaron un gasto total de 54.000 millones de euros, recoge Turespaña.

Hoy, el país recibe casi 84 millones de visitantes extranjeros, pero el crecimiento se desacelera

La crisis significó la caída de las visitas, hasta los 52 millones, y del gasto, a 50.510,8 millones, en 2009. Tras este hito, la actividad retomaría la senda del éxito impulsada por la transformación tecnológica y la sostenibilidad, hasta alcanzar el récord de 83,7 millones de visitantes internacionales en 2019, un alza del 1,2% sobre el ejercicio anterior, y un gasto total de 92.337 millones, cifras presentadas el lunes por la ministra de Industria, Comercio y Turismo, Reyes Maroto.

Problemas a bordo

Pero no todo son festejos. “A pesar de estos resultados, no debemos obviar los datos que apuntan a un cambio de ciclo económico”, alerta Cristiana Oliveira, rectora de la Universidad Europea de Canarias y experta en turismo internacional.

Los conflictos geopolíticos mundiales pueden afectar al sector, según los expertos

“Hitos como la quiebra de Thomas Cook, la adquisición de la compañía aérea Air Europa por parte de Iberia o la fusión de las divisiones emisoras de Globalia y Barceló ponen de manifiesto un cambio en el modelo de crecimiento económico en el turismo: la desaceleración”, concluye.

Además, 2020 se presenta con incertidumbre para un sector que mira con preocupación un panorama internacional agitado. Destacan las revueltas en América Latina, los conflictos en Oriente Medio, la situación geopolítica de EE UU y el Brexit. A España le puede perjudicar ligeramente en el número de llegadas de estos países, cree Manuel Molina, cofundador de Hosteltur. “Todo conflicto hace que la gente sea más conservadora en cuanto al gasto vacacional”, sostiene. Sin embargo, también es una oportunidad para posicionarse como un destino refugio, opina.

Claves

Playa de Tajao, en Tenerife.
Playa de Tajao, en Tenerife.

Procedencia. Reino Unido encabeza el ranking de mercado emisor a España, con cerca de 17,3 millones de turistas en 2019, seguido por Alemania, Francia e Italia, según la Estadística de Movimientos Turísticos en Fronteras (Frontur), elaborada por el INE.

Sitios preferidos. Cataluña es la comunidad preferida por el turistas internacional, que registró desde enero a noviembre de 2019 en torno a 18 millones de llegadas. Le acompañan en el podio Islas Baleares y Canarias.

Retos. Los grandes retos pasan por modelos de gestión excelentes, globalización en la gestión y ganar la batalla del consumidor. “Es necesario focalizarse en la transformación para ganar en un entorno cambiante, volátil e hipercompetitivo, con ciclos de producto cada vez más cortos”, afirma Rocío Abella, socia de Deloitte Digital.

Motivo. En 2019, 69,5 millones de turistas internacionales vinieron por ocio, recreo y vacaciones, lo que supone un 1,4% de crecimiento interanual. Los viajes de negocios a España aumentaron un 6,5%, alcanzando los 5 millones de visitantes.

Normas
Entra en El País para participar