Cómo rinde un Model 3 con extra de aceleración frente a otro sin actualizar (vídeo)

Cómo rinde un Model 3 con extra de aceleración frente a otro sin actualizar (vídeo)

Un usuario prueba la diferencia entre los dos vehículos.

Resulta extraño pensar que, cuando nos llevamos un coche del concesionario, sea posible mejorar su rendimiento a través de una simple actualización. Como el que recibe una notificación en el móvil para que Android nos quite un fallo, o añada algo más de estabilidad y corrija errores importantes. Pero es así, también en esta industria de los automóviles ha llegado la tradición del update.

Y Tesla es una de las pioneras que lo hace de manera inalámbrica aunque, eso sí, pasando por caja y pagando una cantidad cercana a los 2.000 euros. Ahora, tras dar la oportunidad a los propietarios de sus coches de inyectar ese medio segundo de velocidad para alcanzar los 100 kilómetros por hora en apenas 3,9 segundos, toca ver si se nota o no.

Un modo versus de dos Model 3

Ha sido el usuario del canal Dirty Tesla el que ha decidido probar cuál es el desempeño de esa actualización de pago que los de Elon Musk ofrecen a todos los propietarios de la compañía, y que permite una mayor aceleración del coche. Algo que no solo sirve para demostrar en un vídeo que somos más rápidos que nuestro amigo, sino que puede ser esencial en momentos críticos cuando circulamos por carretera como es un adelantamiento.

En el vídeo que tenéis justo aquí debajo podéis ver varias pruebas que realizan dos Tesla Model 3 AWD con motor dual. Uno de ellos con la actualización instalada y el otro sin ella. ¿Pensáis que hay mucha diferencia? Pues aunque ese medio segundo os parezca que no es apreciable, o que no aporta nada al rendimiento del coche, debéis pensar que no es así.

Según un pequeño estudio realizado por un usuario, que ha publicado en Twitter, esa diferencia de algo más de medio segundo significa lanzar el coche con una potencia de 85CV más respecto del Tesla Model 3 que no tiene este update. Y eso sí que es mucho. Es una diferencia a tener muy en cuenta que marca durante toda la prueba (que podéis ver en el vídeo) una más que apreciable distancia de aceleración.

La llegada de esta actualización y mejora del rendimiento del coche no es sino la puerta que Tesla abre a otras muchas que podrían llegar en el futuro, no solo a la hora de acelerar, sino también en la autonomía o la fiablidad del vehículo. ¿Estamos preparados para un cambio de paradigma tan profundo?

Normas