Variedad de oferta para ahorrar con los seguros

Los bajos tipos de interés restan atractivo a los productos asegurados

Crece la apuesta por vehículos con más riesgo

Seguros de ahorro previsión
Getty Images

Ya no son lo que eran. Aunque siguen teniendo peso, los productos típicos de las aseguradoras, los garantizados, no tienen el atractivo de antaño. Los bajos tipos de interés llevan años teniendo la culpa. Sin embargo, la pujanza del negocio del seguro como vendedores de instrumentos de ahorro continúa creciendo.

En concreto, las aseguradoras gestionaban al terminar el mes de marzo (últimos datos desagregados disponibles) 42.854 millones de euros en planes de pensiones, casi un 1% más que un año antes. Sin embargo, su importancia no se queda ahí, cada vez ofrecen más productos de ahorro que hacen que las provisiones técnicas del ramo de vida hayan crecido un 4% (dato de junio).

En concreto, tras las rentas vitalicias, los productos más en boga son los Sialp, seguros individuales de ahorro a largo plazo (4.055 millones al acabar marzo y crecen un 22,6% con carácter interanual), también conocidos como planes ahorro 5, ya que ese el número de años de inversión, y los PIAS (planes individuales de ahorro sistemático), que acumulan 13.505 millones de euros y registran un crecimiento interanual del 8,5%.

Rodrigo Fernández Avello, director general del negocio de vida y pensiones de Santalucía, tiene claro el porqué de esa pujanza: “Los productos de previsión son, por naturaleza, de carácter asegurador. Y ello porque el tratamiento del ahorro finalista o a largo plazo es propio de entidades aseguradoras que combinan en sus soluciones la gestión del ahorro generado por las aportaciones con la cobertura del riesgo de fallecimiento o incapacidad”.

De hecho, desde Grupo Catalana Occidente creen que en los últimos años las entidades financieras “han incrementado la comercialización de productos de vida ahorro frente a opciones más tradicionales ligadas a su negocio como son los depósitos”.

La pujanza del negocio del seguro como vendedores de instrumentos de ahorro continúa creciendo cada trimestre

El problema es que los bajos tipos de interés están dificultando que las compañías ofrezcan rentabilidades garantizadas atractivas. No obstante, “aunque no somos ajenos a la situación de los tipos, las aseguradoras podemos ofrecer productos sencillos, al alcance de todo tipo de perfil de ahorrador y que, además de rentabilidad, incorporan ventajas fiscales, garantías asociadas y servicios de valor”, resaltan en Grupo Catalana Occidente.

José Raúl León Dorado, subdirector general de desarrollo de negocio de vida de Mapfre, admite que los productos que ofrecen un tipo de interés garantizado al vencimiento de la póliza “se mantienen en una situación contenida”. No obstante, destaca que “algunas modalidades de ahorro permiten formar parte de la rentabilidad generada vía participación en beneficios obtenidos por las carteras de activos asociadas a los productos”.

En todo caso, apostilla el responsable de Santalucía, “en un entorno de tipos extremada e históricamente bajos, los productos garantizados no son la mejor solución para un ahorrador a largo plazo, con visión de ahorro previsión”.

Eva Valero, directora del observatorio de pensiones de Caser, por su parte, ha constatado que, debido en parte a la situación de los tipos de interés, “poco a poco los clientes van asumiendo más riesgo y ahorrando e invirtiendo a largo plazo en productos que cuentan con una parte de la cartera en renta variable. Y comienzan a preguntar en qué invertir para conseguir un rendimiento más alto”.

En cuanto a José Benítez Morón, director de vida y seguros personales de Generali España, enumera tres consecuencias provocadas por la falta de remuneración de los depósitos donde tradicionalmente hacían hucha los más conservadores: interés por nuevos productos –“el ahorrador español comienza a entender que si quiere obtener rentabilidades interesantes tiene que tener un cierto componente de riesgo, aunque sea un riesgo reducido”–; diversificación –“el cliente ha dejado de invertir todo su patrimonio en un único instrumento de ahorro, como podían ser los depósitos, o en un inmueble”–, y periodicidad –“la idea de ahorrar en la cuenta corriente para luego colocar un capital elevado en un depósito ha cambiado a favor de empezar a invertir pequeñas cantidades desde el primer día”–, resume este experto.

Fondos de inversión

Mayor riesgo. “El nivel actual de los tipos de interés, en mínimos, está despertando el apetito de los inversores por productos con un perfil de riesgo un poco más elevado, para lo que se necesita alguien que controle el asset allocation y el riesgo. Esto justifica el mayor interés que está despertando nuestro servicio de gestión delegada de carteras de fondos”, señala Ricardo González Arranz, director comercial de Mutuactivos.

Segurfondos. En los últimos años, han sido muchas las aseguradoras que han comenzado a ofrecer fondos de inversión o bien unit linked, el mismo producto pero asociado a un seguro.

Normas