Gestamp reduce un 24,2% su beneficio por la crisis del motor

El fabricante de componentes ganó 100 millones de euros en el primer semestre del año

Francisco Riberas, presidente de Gestamp.
Francisco Riberas, presidente de Gestamp.

El fabricante de componentes para vehículos Gestamp ha informado este jueves de que obtuvo un beneficio neto en el primer semestre del año de 100 millones de euros, un 24,2% menos que en el mismo periodo del ejercicio anterior. La compañía ha indicado que “el entorno del sector de la automoción ha sido desafiante” durante este tramo del año, “con caídas continuadas en los volúmenes en las principales geografías”.

A pesar de ello, desde el fabricante de componentes han informado que Gestamp continuó superando al mercado, con un incremento de los ingresos del 5,9% en los primeros seis meses del ejercicio, con un total de 4.513 millones.

El volumen de negocio de la empresa dirigida por Francisco Riberas solo se retrotrajo en Europa Occidental, donde bajó un 3,6%. En el resto del mundo subió, destacándose Europa Oriental, con un aumento del 33,5%.

El ebitda, por su parte, fue del 11,5% a pesar del impacto negativo temporal de las condiciones subyacentes del mercado y ramp-ups (la puesta en marcha de proyectos nuevos que requieren una mayor inversión inicial). En la empresa española destacaron que están “bien posicionados” ante el nuevo mercado de la electromovilidad gracias a sus “soluciones de aligeramiento de peso y cajas de baterías”.

Normas
Entra en El País para participar