INE

El salario bruto medio creció casi un punto en 2018 y llegó a 23.003 euros

Destaca la subida en la construcción, donde bajaban los sueldos desde 2014

Un trabajador de la planta de pintura
Un trabajador de la planta de pintura

El salario bruto por trabajador en 2018 aumentó un 0,9% respecto al año anterior y se situó en 23.003 euros, de acuerdo con la Encuesta Anual de Coste Laboral publicada ayer por el INE. El incremento del año pasado fue muy importante si se tiene en cuenta que en 2017 subió solo un 0,1% en términos interanuales y en 2016 incluso bajó un 0,3%.

La encuesta informa de que, a su vez, el coste laboral bruto por trabajador -formado básicamente por las remuneraciones del empleado más las cotizaciones a la Seguridad Social- creció un 1,1% el año pasado y alcanzó los 31.085,76 euros. Las remuneraciones o costes salariales, que incluyen el salario base, los complementos o las horas extras, representaron el 74% del coste laboral y las cotizaciones, tanto las del empresario como las de los trabajadores, supusieron el 23,1%.

Destacan los datos referidos a la construcción, actividad que más ha visto crecer el coste neto laboral (1,4%) debido al crecimiento del coste salarial en el mismo porcentaje y a los no salariales un 1,2%. El salario fue de 22.426,68 euros. La construcción llevaba tres ejercicios (2015, 2016 y 2017) con bajadas continuadas de los sueldos de los trabajadores. La industria continuó teniendo en 2018 el coste laboral neto más alto por trabajador, con un salario bruto de 27.474 euros, y el sector servicios, el que menos, con un sueldo bruto de 22.234,59 euros.

Aunque el salario bruto medio se situó en 23.003 euros, las diferencias según a qué actividad económica se dedique el trabajador son muy grandes. El suministro de energía eléctrica, gas, vapor o aire acondicionado encabeza la relación de las mejor pagadas y alcanza los 57.317 euros mientras que la hostelería, solo llega a sueldos brutos de 13.880.

Por comunidades autónomas, la Comunidad de Madrid y el País Vasco fueron las que registraron costes laborales más elevados y donde se pagaron los salarios más altos, 27.559 y 27.127 euros respectivamente. Los menores costes laborales se dieron en Canarias y Extremadura, con salarios de 19.499 euros en la primera y 18.669 euros en la segunda.

Normas