Impuestos

El Gobierno insiste en que aprobará la ‘tasa Google’ y no teme represalias de EE UU

Montero niega haber recibido "ningún contacto o amenaza"

Montero Tasa Google
La ministra de Hacienda en funciones María Jesús Montero EFE

La ministra de Hacienda en funciones, María Jesús Montero, ha rechazado que el Gobierno se encuentre preocupado por posibles represalias por impulsar a nivel nacional un nuevo impuesto los servicios digitales, conocido comúnmente como 'tasa Google', y ha asegurado que volverá a
llevarlo al Congreso cuando vuelva a constituirse el Ejecutivo.

En declaraciones a los medios de comunicación en el Ministerio de Hacienda, Montero ha asegurado que no han recibido "directamente ningún tipo de contacto, o de amenaza o de advertencia de nadie" y cree que esta posible amenaza "es un término más periodístico que diplomático".

La ministra en funciones recordó que el desarrollo de esta nueva figura impositiva ya se recogió en el proyecto de ley tramitado antes del fin de la legislatura anterior y que la hoja de ruta del Gobierno socialista en cuanto a fiscalidad "sigue firme", al mantener su intención de introducir cambios en el IRPF, la equiparación del diésel con la gasolina o la creación de la tasa a las transacciones financieras. "La política fiscal está perfectamente definida en el proyecto de Presupuestos y no hemos movido nuestra posición", agregó Montero en referencia al fallido proyecto de Presupuestos de 2019.

Al ser preguntada si el Gobierno iniciará la tramitación de la tasa Google en cuanto haya investidura, Montero insistió en que la intención es que "en cuanto el Gobierno esté a pleno rendimiento y abandone su estatus de funciones va a proponer nuevamente en el Congreso la tramitación de las tres leyes que estaban en marcha que permiten redondear la política fiscal: transacciones financieras, tasa digital y lucha contra el fraude fiscal". 

Afirmó que "hay que promover un impuesto a nivel europeo" pero que "mientras esta circunstancia ocurre nosotros vamos a implantarlo en el marco de nuestro país para que también alumbre al resto de países en que es necesario alumbrar una nueva fiscalidad".

En cualquier caso, Montero apuntó que "conocemos perfectamente que EEUU cuando Francoa puso en marcha esta misma fiscalidad reacciónó transmitiendo su negativa y de la misma manera lo podría transmitir en España".

Normas