Motor

Renault y Nissan mantienen diferencias sobre una posible fusión

La francesa vota a favor de los cambios en el gobierno corporativo de la nipona

El consejero delegado de Nissan, Hiroto Saikawa, en una imagen de archivo.
El consejero delegado de Nissan, Hiroto Saikawa, en una imagen de archivo. EFE

Renault y Nissan han reafirmado la vigencia de la alianza que crearon hace veinte años, pero mantienen sus diferencias sobre la conveniencia de llevarla a un nuevo nivel que derive en la fusión de las dos compañías.

El tema, con distintos matices, surgió durante la asamblea de accionistas de Nissan Motor, celebrada hoy en Yokohama, al sur de Tokio, días después de que las dos compañías mantuvieran posiciones antagonistas sobre un asunto clave programado para este martes.

Y es que Renault había anunciado que se abstendría en la votación para formar tres nuevos comités de gobierno corporativo, lo que bloquearía su aprobación porque tiene el 43,4 % del capital de Nissan y se necesitaban los dos tercios de las acciones.

Finalmente, después de que Nissan aceptara sumar a un representante más de Renault en estos comités, la firma francesa se mostró a favor de apoyar la propuesta, que fue aprobada hoy con los votos suficientes de los accionistas.

Pero en las posiciones que defendieron ante los accionistas el presidente de Renault, Jean-Dominique Senard, y el de Nissan, Hiroto Saikawa, surgió de nuevo la posibilidad de que esa alianza se convierta en una fusión.

Esa opción fue defendida por el anterior presidente de Nissan Motor y de Renault, Carlos Ghosn, pero tras su salida de ambas firmas, a raíz de su detención en Tokio por supuestas irregularidades financieras, Senard no la considera una prioridad.

"Hay veces que (ese tema) crece como una burbuja, y entonces me acusan de hacer algo malo para Nissan", afirmó Senard cuando uno de los accionistas pidió su opinión sobre la cuestión.

"De ninguna forma ese tema será abordado sin el consejo de administración (de Nissan). Es el que tiene la potestad de hacerlo", insistió Senard, precisamente uno de los consejeros de la firma japonesa como representante de Renault.

La dirección de Nissan mantiene sus reticencias sobre esa posible fusión, y hoy mismo Saikawa insistió en que, en el esquema actual, la alianza "respeta la independencia de cada uno. Esa es la actitud con la que vamos a continuar con esta alianza", añadió.

En la asamblea de accionistas de hoy se decidió, por una parte, ampliar desde 8 a 11 el número de asientos en el consejo, con el fin de agregar más representantes independientes que aseguren mayor transparencia en las decisiones corporativas.

Pero también se aprobó una reforma de los órganos corporativos que fue planteada por una comisión independiente para combatir el que acaparaba Ghosn cuando estaba al frente de Renault, Nissan y la firma que controla esta última, Mitsubishi.

Esa reforma implicará la creación de tres comités (auditor, de designación de cargos y de remuneraciones), que se encargarán de apoyar a la dirección en decisiones claves, con nuevos criterios de transparencia y equilibrio corporativo.

Renault había anunciado que se abstendría de esa votación y quería que, además de Senard, hubiera más representantes de la empresa francesa. Al final se sumó a esos comités el actual CEO de Renault, Thierry Bollore, por lo que la propuesta quedó aprobada hoy.

Durante su exposición, Senard se refirió a la fusión que ofreció a Renault el conglomerado Fiat-Chrysler y que se frustró después de que Nissan dejara trascender algunas reticencias, a pesar de la firme defensa de la propuesta del grupo francés.

"En su momento, este proyecto era increíblemente beneficioso para Nissan (...). Podría haber sido un maravilloso proyecto para Nissan y la alianza", afirmó hoy Senard. "Todos nuestros competidores en el mundo estaban muy felices (cuando se frustró la fusión entre Renault y Fiat-Chrysler), porque entendían que si hubiera salido adelante habría sido un elemento importante para la alianza", agregó.

Normas