Borja Martínez-Laredo (Airtificial): “Queremos trabajar con Boeing y Airbus a la vez”

El consejero delegado de la nueva empresa fusionada avanza que el grupo entregará a fin de año la segunda cápsula del tren ultraveloz de HyperloopTT

Borja Martínez-Laredo, consejero delegado de Airtificial.
Borja Martínez-Laredo, consejero delegado de Airtificial.

Inypsa y Carbures aprobaron su fusión en octubre de 2018. Así nació Airtificial. Especializada en robótica colaborativa y estructuras inteligentes, está formada por tres líneas de negocio: Intelligent Robots (robótica inteligente), Aerospace and Defense (sector aeroespacial) y Civil Works (construcción civil) y cotiza desde noviembre. El nuevo grupo obtuvo en el primer trimestre un ebitda de 0,4 millones de euros e ingresos de 21 millones, sus primeros resultados operativos tras la fusión. Borja Martínez-Laredo (ex director de UBS España), su consejero delegado, recibe a CincoDías para analizar los planes de “la única cotizada española de inteligencia artificial”, que emplea a 1.100 personas, de los cuales 600 son ingenieros.

¿Cómo valora la fusión, nueve meses después de la operación?

Ha sido un acierto. Hemos ganado músculo. Hemos conseguido ahorrar costes, elevar ingresos y, sobre todo, generar más márgenes. Intelligent Robots supone más de la mitad de la facturación y del margen del grupo. El mercado de la inteligencia artificial se multiplicará por nueve en 2025 [52.700 millones de dólares en todo el mundo].

¿A qué se dedica esa división?

Fabrica líneas de ensamblaje para la automoción. Ese lineal lleva inteligencia artificial, robótica colaborativa, automatizada, internet de las cosas y realidad aumentada. Producimos en Manresa, Polonia, México y China. Ahí se ven lineales que, a través de la inteligencia artificial, son capaces de convertir un lineal uniproducto en multiproducto. Es muy competitiva. Acabamos de cerrar tres contratos de ensamblaje para el motor en China, México y Polonia, por 10,5 millones. El grupo tiene capacidad para afrontar los crecimientos previstos en este sector.

"Con la fusión hemos ganado músculo; tenemos ofertas del sector farmacéutico para hacer lineales en centros de logística"

¿Y otras oportunidades estratégicas?

Estamos en tres continentes (Europa, América y Asia) con las tres divisiones de negocio. Somos un socio importante de la cadena de suministro de Airbus. Como última novedad, contamos con ofertas del sector farmacéutico para hacer lineales fuera de España en centros de logística y de fabricación.

¿Se plantean colaborar con Boeing?

Tuvimos una reunión con ellos, que fue muy bien para mostrarles las estructuras sensorizadas (éstas envían datos en tiempo real de lo que está ocurriendo en el material) que fabricamos. Es una tecnología que no está presente en los aviones.

Entonces, ¿van a producir para los dos gigantes de la aeronáutica?

Nuestra intención es diversificar en la industria aeroespacial. Airbus es como un padre para nosotros, tenemos una relación excepcional. Somos un Tier 2, trabajamos para los Tier 1, que a su vez lo hacen para Airbus y Boeing, encargándose del ensamblaje. Ahora estamos ofertando ya para Boeing para trabajar con ellos también; somos el único Tier 2 de Europa con supplier de Boeing en su estrategia de focused factory, pero son procesos largos, derivados de las certificaciones que se precisan. Queremos trabajar con Boeing y Airbus a la vez. No hay exclusividad. Lo hemos hablado con Airbus.

‘Intelligent robots’, la rama de negocio más importante de la compañía, “comenzará a facturar en India este año”

¿Cómo ven su fusión estas empresas?

La han acogido de forma muy positiva y ya están empezando a llegar los réditos de esa fusión. Gracias a ella, el performance financiero ha mejorado. Los fondos propios son excelentes y el balance se ha visto reforzado. Nuestros clientes son tan fuertes, que no se pueden arriesgar a encargar una pieza o un lineal, que puede ir de uno a ocho millones de euros, si al que se lo mandan tiene un problema. Con el refuerzo de la fusión para nuestro performance financiero, ellos mismos nos han dicho que nos van a dar proyectos más grandes y recurrentes a los que antes no teníamos acceso.

¿Cómo prevé cerrar este año Airtificial?

Con un ebitda positivo muy superior a los anteriores [antes de la fusión], aunque es imposible compararlos. Esperamos cerrar por encima de los 40 millones de euros solo con Intelligent Robots. En el momento en que se supera un nivel de facturación, se produce un factor de multiplicación, porque las compañías ven que estamos en otro nivel y nos permiten acceder a proyectos más grandes.

¿Han completado las plantas?

Este año terminamos la de Getafe. Se destinará a Aerospace and Defense, con lo que finalizamos las inversiones para cumplir el plan de negocio hasta 2024. A partir de ahora nos dedicaremos a llenar las fábricas, lo que provocará que los márgenes se disparen.

¿Cómo avanza el proyecto de tren ultra rápido de Hyperloop Transportation Technologies, en el que están colaborando?

Hemos enviado la primera cápsula de HyperloopTT, construida por nosotros en Cádiz, al centro de investigación que la firma norteamericana tiene en Toulouse (Francia), donde se realizarán las pruebas finales antes de poner en marcha el proyecto piloto en Abu Dhabi. Mide 32 metros, es como un avión A320 sin alas. Es el mayor hito de nuestra compañía, [una cápsula con viajeros capaz de viajar a más de 1.200 km por hora en un tubo de vacío mediante la técnica de levitación magnética] y una de las mayores palancas de crecimiento de Aerospace and Defense. Ahora, como novedad, entregaremos una segunda, realizada con fibra de carbono, antes de final de año. Además, tenemos comprometida la entrega de dos maquetas y de 20 km de tubo, ya en 2020.

¿Hay algún mercado que vea con interés?

Llevábamos tiempo queriendo llegar a India con Aerospace and Defense, que ya cuenta con un acuerdo allí, pero con Intelligent Robots empezaremos este mismo año a facturar desde India. Nos abre un mercado espectacular. Antes solo estábamos en China, México, Polonia y España. El 52% de nuestros ingresos vienen de Europa, un 34% de América y un 14% de Asia. Estos porcentajes tenderán a equilibrarse con el tiempo gracias a los nuevos contratos.

¿Cuántos proyectos tiene en cartera?

Contamos con ofertas presentadas por 453 millones de euros, el máximo de la historia. Para este año tenemos 63 millones de euros pendientes de ejecución. Y para el periodo que va de 2020 a 2023 contamos con otros 119 millones de euros.

¿Están contentos con la cotización?

Nos preocupamos por que se cumplan los planes de la compañía. Sabemos que el mercado nos reconocerá el trabajo bien hecho. Desde la fusión llevamos una subida que oscila entre el 8% y el 15%.

¿Cómo es la relación con Black Toro?, ¿Se va a mantener en el capital de la firma?

Con la fusión hemos ganado en el mix de accionistas, muy comprometidos. Tenemos un ‘free float’ del 38%. Además, Black Toro cuenta con un 23%; el grupo de Sánchez-Heredero posee un 17%; Lalo Azcona, entre un 6% y un 7%; y nuestro presidente Rafael Contreras, un 7%. Esta distribución nos permite estar tranquilos y respaldados. Black Toro entró en la compañía en 2015. Como todos estos fondos suelen salir del capital unos años después. Sabemos que en 2022 saldrán de la empresa, una operación que será ordenada y con beneficios importantes. Todos ellos están comprometidos a corto plazo.

¿Están buscando más inversores?

No estamos buscando inversores alternativos, aunque recibimos el interés de muchos, permanentemente. No hay nada al respecto en un futuro inmediato.

¿Qué le pediría al próximo Gobierno?

Le pediría que fuera capaz de mirar al futuro e invertir en I+D en un mayor volumen de lo que se hace ahora mismo.

Normas