Bruselas estudia proponer a May una prórroga del Brexit solo hasta el 7 de mayo

Una ampliación mayor del plazo estaría condicionada a que Reino Unido participara en las elecciones del Parlamento Europeo

La primera ministra de Reino Unido, Theresa May, se retira por la puerta después de su comparecencia ante la prensa.
La primera ministra de Reino Unido, Theresa May, se retira por la puerta después de su comparecencia ante la prensa.

Los lideres de los países miembros de la Comisión Europea están estudiando una propuesta que permitiría prorrogar el Brexit, tal como solicitó ayer May, sin que afectara a las elecciones al Parlamento Europea. Aunque inicialmente, la fecha que habían puesto sobre la mesa era el 22 de mayo, la víspera de las elecciones europeas, que se celebrarán entre el 23 y el 26, parece ser que los 27, reunidos hoy y mañana, han optado por adelantar aún más dicha fecha y fijarla en el 7 de mayo, según publica Financial Times. La única opción que tendría May de lograr extender el plazo sería que Reino Unido aceptara participar en las elecciones europeas, aunque Europa daría a los británicos hasta el 11 de abril para tomar esta decisión. En cualquier caso, toda propuesta de prórroga estaría condicionada, tal como expresó ayer el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, a que el Parlamento británico acepte el borrador de acuerdo firmado por Bruselas y Londres a finales de 2018. Si finalmente deciden no participar en los mencionados comicios, Reino Unido se enfrentaría a un Brexit duro, es decir, a una salida sin acuerdo. Si, por el contrario, Reino Unido acepta participar en la cita electoral, Europa podría conceder a Londres un plazo aún mayor para negociar las condiciones de su salida de la Unión Europea. 

Sin embargo, según fuentes citadas por Bloomberg, la fecha elegida por los líderes europeos, que aún seguían reunidos al cierre de esta edición, habría sido el 22 de mayo e incluiría la posibilidad de que esta prórroga se concediera aunque el Parlamento británico no ratificara el pacto sellado por Londres y Bruselas a finales de 2018 –condición que impuso ayer el presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, para conceder cualquier ampliación del plazo de salido–.

Alemania envía desde este miércoles guiños a May. Incluso a través su máxima representante, la canciller, Angela Merkel, que ha dicho que hará todo lo posible, hasta último momento, para lograr un Brexit ordenado. En el mismo sentido se ha pronunciado el presidente de Francia, Emmanuel Macron, que se ha mostrado a favor de un "retraso técnico" del Brexit siempre que la Cámara de los Comunes (la Cámara Baja británica) apruebe el acuerdo de retirada. 

El Consejo Europeo intentará aprobar este jueves un documento de consenso con la jefa del Gobierno británico que establecerá que ambas partes se comprometerán a ponerse de acuerdo para, finalmente, acordar una salida.

El documento recogerá el pacto entre May y Juncker del pasado 11 de marzo, que incluye garantías adicionales para Reino Unido en el backstop, la salvaguarda irlandesa, el punto más sensible en las negociaciones, y que más rechazo genera en los diputados británicos más euroescépticos.

Ese sería el pretexto que el Consejo Europeo le daría a May para que vuelva a Reino Unido y logre que su Parlamento dé el visto bueno. May necesita presentar a la Cámara de los Comunes modificaciones del acuerdo que alcanzó con la UE -y que fue rechazado en dos oportunidades por los diputados de Reino Unido- porque el presidente de la Cámara, John Bercow, ya le ha dicho a la premier que no podrá presentar otra vez el mismo acuerdo.

Si el Parlamento británico aprueba este "nuevo acuerdo", que será un compromiso para el acuerdo de retirada, el Consejo Europeo, el próximo 28 de marzo -un día antes de la fecha de salida establecida en un inicio-, dará luz verde para la prórroga del Brexit hasta el 30 de junio. Pero primero Bercow tiene que aceptar que May lo someta a la votación de los diputados y, después, los propios parlamentarios deberán aprobarlo.

La libra cae un 1,15%

La moneda británica, la libra esterlina, cae un 1,15% en la tarde de este jueves frente al dólar. La divisa de Reino Unido baja se cambia por 1,3047 billetes verdes. 

Normas