Política monetaria

Draghi insta a defender el proyecto europeo ante los regímenes iliberales

Reconoce que el euro "no ha logrado los beneficios esperados en todos los países"

Draghi insta a defender el proyecto europeo ante los regímenes iliberales
EFE

El presidente del Banco Central Europeo (BCE), el italiano Mario Draghi, llamó hoy a la defensa del proyecto europeo ante lo que consideró la proliferación de la fascinación por las prescripciones y los regímenes iliberales. Así lo expresó en su discurso al recibir la Laurea Honoris Causa en Economía por la Universidad de Sant'Anna en Pisa, centro de Italia.

"No importa que estemos saliendo de la crisis. En otras partes del mundo, la fascinación por las prescripciones y regímenes iliberales se está extendiendo; Estamos viendo pequeños pasos atrás en la historia", argumentó.

Y es por eso, agregó, "que nuestro proyecto europeo es aún más importante hoy. Es solo al continuar progresando, liberando energías individuales pero también fomentando la equidad social, que lo salvaremos a través de nuestras democracias, con una unidad de propósito".

Draghi recordó que el próximo mes se celebrará el vigésimo aniversario del lanzamiento del euro aunque reconoció que "no ha logrado los beneficios esperados en todos los países" debido en parte a las "políticas internas" y "en parte al hecho de que la Unión Monetaria está incompleta".

El presidente del BCE afirmó que "la moneda única ha permitido realmente a los países recuperar la soberanía monetaria en comparación con los regímenes de tipo de cambio fijo del pasado" ya que antes "la toma de decisiones sobre política monetaria pertenecía a Alemania".

Draghi también explicó el por qué varios países de la Unión Europea sufrieron mucho más que otros la pasada crisis económica mundial. "Existen evidencias de que los países que implementaron políticas estructurales decisivas se recuperaron más rápido de la crisis que otros.

En los países que hicieron tales cambios, el mercado laboral ahora es más sensible al crecimiento y la mejora de las condiciones económicas ha dado lugar a ganancias en el empleo", matizó. Recordó que "junto con las políticas estructurales" se necesitan "diferentes niveles de protección para asegurar que los países puedan estabilizar sus economías durante las crisis".

"La profundización de la participación privada en el riesgo a través de los mercados financieros es un elemento clave para evitar que estos eventos se repitan", afirmó. Por tanto, subrayó, "también interesa a los países más débiles de la zona del euro completar la unión bancaria y proceder a la construcción de un verdadero mercado de capitales".

No obstante, Draghi quiso hacer hincapié en que "los presupuestos nacionales nunca perderán su función como principal herramienta de estabilización durante las crisis", aunque quiso especificar que se refería en este caso a todos los países y no a Italia, que está discutiendo sobre sus presupuestos con Bruselas.

Insistió en que aunque "cada país tiene su propia agenda de reformas, que son la única manera de crear las condiciones para un crecimiento sostenible de los salarios, la productividad y el empleo, y para sustentar nuestro estado de bienestar" también "se pueden apoyarse a nivel europeo mediante las recientes decisiones de lanzar un instrumento para la convergencia y la competitividad".

Normas