El fondo alemán Aquila quiere su bocado del nuevo negocio promotor en España

Suma ya suelo para 4.100 viviendas en España y negocia más adquisiciones

La inversión alcanza los 900 millones a través de la inmobiliaria AQ Acentor

Viviendas en Villaverde de Aquila Capital.
Viviendas en Villaverde de Aquila Capital.

Es uno de los nuevos jugadores a tener en cuenta en el mercado de la vivienda en España. El fondo alemán Aquila Capital se suma a la apuesta por la recuperación del negocio residencial a través de la nueva promotora AQ Acentor y ya ha destinado 900 millones de euros en suelo comprado, que le otorgan la capacidad para construir 4.100 viviendas. Y pretende seguir creciendo en el país con grandes operaciones urbanísticas.

El fondo Aquila desembarcó en 2015 en España de la mano de Inmoglaciar para construir un gran parque de viviendas en el distrito de Villaverde (Madrid), pero esa alianza se mantiene ya solo en ese proyecto desde que la mayoría del capital de Inmoglaciar fue adquirido por la gestora estadounidense Cerberus.

En verano, la firma alemana dio a conocer su nuevo proyecto inmobiliario, su propia promotora bautizada como AQ Acentor. “Nuestra intención es quedarnos para siempre en España. Tenemos un estilo alemán, pensando en el largo plazo. No tenemos un periodo definido para una desinversión ni queremos salir a Bolsa”, asevera Sven Schoel, consejero delegado de AQ Acentor.

El empuje de su accionista alemán hace que AQ Acentor tenga una enorme capacidad para adquirir terrenos. Actualmente negocia para añadir parcelas para otras 2.000 viviendas a su banco de suelo, ubicado en Madrid, Barcelona, Valencia y Málaga. Apostará además por otras ciudades grandes como Sevilla y Bilbao.

“No tenemos una cifra para invertir en España. Ni un mínimo ni un máximo. Compraremos suelo según encontremos oportunidades que nos interesen”, destaca Schoel. “Sí hay oportunidades, pero el precio ha subido en ciudades como Madrid y Barcelona”, reconoce.

Schoel explica que el interés de la matriz alemana por el mercado español viene porque sigue habiendo mucha demanda de obra nueva, tras años de parálisis. “Se ha construido muy poco. La demanda está, sobre todo en las grandes ciudades”, añade.

Aquila se está especializando en grandes desarrollos, como en Villaverde (donde compró suelo a la empresa pública Sepes) o recientemente en Valencia, donde promoverá 1.300 viviendas y otros 75.000 m2 de terreno para usos terciarios en el entorno del Hospital de La Fe y con una inversión de 350 millones. “Nos gustan los proyectos más grandes. Si desarrollamos un barrio entero tenemos más influencia”, afirma.

Una firma ligada a la energía

Inversiones. La firma con base en Hamburgo controla activos por valor de 6.800 millones de euros, fundamentalmente ligados a inversiones en energías alternativas. En inmobiliario solo ha invertido en Alemania y España.

Competencia. Se suma en el residencial español a otros fondos como Cerberus, Bain, Värde, Adar, Lone Star o Castlelake.

Normas