El 60% de los nuevos emprendedores se bastan ellos solos

Según el informe GEM (Global Entrepreneurship Monitor) más de la mitad de los nuevos emprendedores no contratan a nadie para desarrollar su proyecto.

empleados nuevos emprendedores

La mayoría de los nuevos emprendedores realiza todas las tareas de su negocio sin contratar personal. El 60% de estas personas no emplea a nadie en sus negocios, según se desprende del informe Global Entrepreneurship Monitor España.

Las nuevas empresas suelen concentrarse en el sector de servicios y nacen en su mayoría en forma de autoempleo. No obstante, las empresas que sí emplean a otras personas lo hacen en gran medida a través de contrato indefinido y a tiempo completo.

El informe refleja que el 1,4% de la población española de 18 a 64 años ha participado o liderado la puesta en marcha de ideas e iniciativas emprendedoras para las organizaciones en las que ha desempeñado su trabajo en los últimos tres años. Respecto a la edición anterior este indicador presenta un retroceso de 1,3 puntos porcentuales.

Las Comunidades Autónomas con un mayor porcentaje de personas de 18-64 años involucradas en actividades emprendedoras son Cataluña, con el 2,2%, Cantabria, con el 2%, la Comunidad de Madrid, también con el 2% y Navarra, con el 1,9%.

Un 31,9% en oportunidades de negocio

Del informe se pueden extraer varias lecciones, apuntan desde GEM España. Una de ellas es que el porcentaje de población que percibe oportunidades de negocio es el mayor de toda la serie temporal analizada, un 31,9%, lo que refleja que hay una percepción positiva para emprender. Sin embargo, dicho indicador sigue estando lejos de la media europea.

El porcentaje de individuos que percibe que tiene las capacidades necesarias para emprender sigue manteniéndose en torno al 45%, un dato ligeramente superior al de países cercanos.

Por su parte, el indicador del miedo al fracaso se mantiene constante para el conjunto de la población, pero experimenta una ligera subida para la población emprendedora, lo cual refleja una mayor consciencia de los riesgos del proceso emprendedor.

Finalmente, el análisis de la perspectiva de género manifiesta que las mujeres puntúan más bajo en aquellas percepciones que facilitan emprender.

Normas