La tarifa plana no es para todos los autónomos. Estos son los límites

Existen diversas limitaciones para acogerte a esta bonificación de la Seguridad Social, en la que el autónomo sólo paga 50 euros durante el primer año de actividad.

tarifa plana autónomos

La tarifa plana para autónomos es una bonificación sobre las cuotas a la Seguridad Social que debe pagar todo nuevo trabajador autónomo. Sin embargo, no todos los nuevos trabajadores por cuenta propia tienen derecho a las mismas. Es importante tener en cuenta dichas limitaciones, puesto que algunas de ellas han sido recientemente modificadas, tras la entrada en vigor de la nueva Ley de Autónomos.

Una norma que, además, ha aumentado el interés por esta bonificación, puesto que las ayudas se prolongarán por más tiempo. Con anterioridad, el autónomo que escogiera la base mínima de cotización tenía que pagar 50 euros durante los seis primeros meses. Ahora, esta ayuda inicial se prolonga hasta completar un año.

Pero, como indicábamos al inicio del artículo, no todos los autónomos pueden acogerse a esta ayuda inicial. A continuación te explicamos cuáles son las limitaciones que impone la Seguridad Social:

Límites temporales: cuando un autónomo no lleva más de dos años desde su última alta no podrá acogerse a esta medida. Además, si antes se ha disfrutado de esta bonificación tampoco podrá solicitarla a menos que hayan pasado tres años desde el cese de su antigua actividad.

Límites por la forma jurídica: aunque inicialmente es para todos los autónomos, existe una figura no permitida: el autónomo societario. Es decir, si el profesional por cuenta propia es administrador de una sociedad mercantil no podrá beneficiarse. Deberá estar acogido como requisito indispensable al Régimen Especial de Trabajadores Autónomos.

En el caso de tener pluriactividad, (que también tenga un trabajo por cuenta ajena) se podrá elegir entre la tarifa plana y las bonificaciones que existen por pluriactividad.

Límites por tener trabajadores: afortunadamente para los autónomos, esta limitación ya ha desaparecido. Por lo que ya podrás acogerte a esta medida si tienes a trabajadores bajo tu control. Antes, esta tarifa plana solo estaba dirigida a nuevos freelance y a autónomos sin empleados a su cargo.

Límite de coberturas: la reducción se aplica sobre la base mínima de cotización. La tarifa plana será de 50 euros, si se cotiza lo mínimo. En caso de que el autónomo quiera cotizar más, pagará más de 50 euros. Para estos casos, se aplica la regla del 80%, sobre la base de cotización elegida. Es decir, en lugar de pagar 50 euros durante un año, tendrá una reducción del 80% sobre la base por la que cotice, y ese será el coste mensual que tendrá que abonar.

Normas