Atlantia empieza a mejorar las condiciones de su opa por Abertis

La italiana rebaja el plazo de no disposición de sus acciones emitidas para el canje y fija un periodo de 90 días

Afirma que espera la autorización de la oferta de Hochtief para mover ficha

Batalla empresarial
Giovanni Castellucci, consejero delegado de Atlantia.

El grupo italiano de infraestructuras Atlantia vuelve a llevar ante sus accionistas la opa por Abertis. El consejo de administración va a convocar una junta extraordinaria para el próximo 21 de febrero con la intención de adaptar la oferta, presentada el 15 de mayo, a la esperada dilatación de plazos, una vez que surgió la opa competidora de Hochtief y que el Gobierno está estudiando ambos proyectos de toma de control de la concesionaria catalana. Entre los puntos del orden del día, se espera que prospere una modificación que puede leerse como mejora en las condiciones de la oferta.

Esa cuestión clave a tratar tiene que ver con el relajamiento de la imposición de Atlantia sobre la no disposición de las acciones de nueva emisión que cubrirán el canje por papel de Abertis. La duración de este bloqueo a los accionistas de Abertis que opten por pasar al accionariado de Atlantia será de 90 días a partir de la emisión de esos títulos especiales, frente a la fecha anterior del 15 de febrero de 2019. En este capítulo, el proyecto de Hochtief sigue siendo más ventajoso para los partícipes de Abertis al no prohibir la libre disposición de los títulos dedicados al canje.

En la junta también debe aprobarse una extensión del plazo para ejecutar el aumento de capital que cargará de munición a Atlantia para abordar la opa. En el folleto autorizado por la CNMV la empresa participada por la familia Benetton supedita el éxito de su opa a que un mínimo del 10% del capital de Abertis (19% en el caso de Hochtief) acepte cobrar en acciones del grupo resultante. Hasta ahora, Atlantia tenía margen para realizar la ampliación hasta el 30 de abril, pretendiendo ampliar ese colchón en siete meses, hasta el 30 de noviembre de este año.

En condiciones normales, se espera que la opa de Hochtief supere en febrero el trámite de supervisión y autorización de la CNMV. Tras ese hito, el regulador abriría un plazo de aceptación de 30 días para ambos competidores, en el que cabrían mejoras. Sin embargo, el Ministerio de Fomento ha estudiado y aprobado el proyecto alemán de adquisición, por el cambio indirecto de control en concesionarias españolas de autopistas, y tiene bajo su lupa la opa italiana. Energía, por su parte, analiza si da permiso al cambio de control en el operador de satélites Hispasat, filial de Abertis considerada estratégica por el Estado español. Tanto estos controles como la batalla que el Gobierno podría abrir con la CNMV por autorizar la opa italiana sin el permiso previo de ambos ministerios, hacen imprevisible el calendario de la batalla por el control de Abertis.

En su nota remitida a la CNMV, Atlantia afirma que esperará a la aprobación de la oferta competidora de la filial alemana de ACS sobre Abertis para anunciar cualquier modificación en el precio o estructura de su opa. Entre las posibilidades para hacer más atractivo su proyecto a ojos de los accionistas de Abertis figura la renuncia a la condición de aceptación mínima de la contraprestación en acciones de Atlantia.

Valoraciones cercanas a los 19 euros

- Entre las vías para hacer más atractiva su oferta, especialmente a ojos de Caixabank (22% del capital de Abertis), Atlantia podría renunciar a la condición de aceptación mínima de la contraprestación en acciones de nueva emisión. Ese umbral, por debajo del que podría suspenderse la opa, está en el 10% de Abertis.

- La oferta en acciones de Atlantia es de 0,697 títulos por cada uno de Abertis. Esa ecuación supone una valoración de 18,97 euros para el grupo español a precios del viernes.

- El pago de Hochtief en papel implica la entrega de 0,1281 acciones propias por cada una de Abertis, que sería valorada en 18,83 euros por título en los actuales niveles de cotización de la germana.

Normas