Los fondos de financiación de pleitos se lanzan a por el cártel de camiones

Las empresas sancionadas por práctica anticompetitiva fabrican 9 de cada 10 camiones europeos

Las firmas ofrecerán servicio jurídico gratuito a los demandantes

Los fondos de financiación de pleitos se lanzan a por el cártel de camiones

El fondo de litigación escocés Ramco ha anunciado su reciente alianza con Andersen Tax & Legal para hacer frente a los pleitos derivados del cártel de camiones, vulnerando el libre mercado al llevar a cabo fijación de precios en la fabricación de las piezas de los automóviles.

Para hacer frente a la avalancha de demandas de los afectados por el cártel, el fondo de inversión Ramco y el bufete Andersen Tax & Legal han establecido una alianza por la que ofrecen a los demandantes un servicio jurídico gratuito que les exime de pagar hasta las costas procesales si el resultado del juicio fuese desfavorable.

Se prevé que las demandas comenzarán a presentarse a inicios de este 2018 y ambas compañías han establecido que la indemnización a reclamar por los camioneros permutará en función de variables como tiempo de uso o estado del vehículo.

Los encargados de llevar las demandas en España serán, por parte de Andersen, los socios Íñigo Rodríguez-Sastre, José María Rebollo, Santiago Gastón de Iriarte y la responsable de Competencia Isabel Martínez Moriel. Por otro lado, Ramco aporta a Cristina Soler socia y directora de Ramco España, Portugal y ‘Latam’.

Sanción histórica

La investigación liderada por Margreth Vestaguer, comisaria europea de Competencia, desveló que seis compañías de fabricación de camiones acordaron su coalición en 1997, iniciando una actividad anticompetitiva que se ha mantenido durante 14 años.

Asimismo, estas compañías fabrican más de 9 de cada 10 camiones de tonelaje medio y pesado que circulan por la Unión Europea, por lo que las actuaciones del cártel han afectado a una práctica totalidad del sector.

Por ello, la Comisión Europea impuso en 2016 una sanción que casi alcanzaba los 3.000 millones de euros a los fabricantes DAF, Daimler, Iveco, Volvo/Renault y MAN por fijación de precios y poner trabas a la implantación de nuevas tecnologías controladoras de emisiones y evitar atenerse a los estándares marcados por la UE.

La empresa alemana MAN consiguió eludir la multa al ser la que reveló a la Comisión la trama del cártel y colaboró en la investigación.

El grupo alemán Scania, sexta empresa integrante del cártel, fue penalizado en septiembre de 2017 a pagar la suma de 880 millones, lo que eleva la sanción por práctica anticompetitiva de casi 4.000 millones de euros. En palabras de Vestaguer, esta es la multa más elevada impuesta por el organismo europeo en temas de competencia.

España pone facilidades al proceso

En mayo del pasado año, el Gobierno incorporó a nuestro ordenamiento la Directiva 2014/104/UE sobre reclamación de daños y perjuicios por infracciones de las normas de la competencia, que busca facilitar el proceso a la parte afectada por la actuación de un cártel.

Asimismo, esta normativa tiene como finalidad defender y asegurar la competencia en el mercado. Por ello, aclara en sus preceptos el concepto de cártel, otorga más facultades a la Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia y amplía a cinco años el plazo para reclamar una indemnización.

Si necesitas más información sobre las acciones de daños antitrust y la cuantificación de los perjuicios que pueden derivarse de los ilícitos competitivos pincha aquí.

Normas