Geely puede conducir bien los camiones Volvo

La firma china se ha hecho con un 8,2% de la sueca, que cotiza cara respecto al sector

Un camión Volvo modelo FH16 en una feria en Hannover (Alemania).
Un camión Volvo modelo FH16 en una feria en Hannover (Alemania). REUTERS

El segundo fabricante de camiones del mundo, AB Volvo, ha cambiado de copiloto. Siete años después de comprar Volvo Cars, la compañía china Zhejiang Geely se ha hecho ahora con un 8,2% de la empresa sueca de camiones. Es una buena noticia para AB Volvo y para los vendedores, Cevian Capital, pero menos prometedora para Geely.

Cevian debería ser la más satisfecha con el trato, que le permite salir del grupo tras más de 11 años. La participación, valorada en 2.700 millones de euros a precio de mercado, es probablemente la mayor jamás vendida por un inversor activista, según Nomura. Las acciones de AB Volvo han arrojado un rendimiento total anualizado del 11% desde 2006, cuando Cevian compró participaciones por primera vez.

AB Volvo, por su parte, gana un nuevo patrocinador con experiencia en dos de las áreas de mayor crecimiento del sector: los coches autónomos y los eléctricos. En noviembre, Volvo Cars acordó suministrar a Uber 24.000 coches autónomos, la venta más importante hasta la fecha. Si bien AB Volvo posee el 45% de Dongfeng Commercial Vehicles –uno de los mayores fabricantes de camiones de China–, sus propios vehículos pesados representan solo el 0,2% del mercado chino, según Handelsbanken. La franquicia nacional y la red de proveedores de Geely podrían impulsar a la firma sueca.

La compra alimentará los rumores de que el objetivo último de Geely es reunir las dos marcas de Volvo. Es cierto que el grupo chino ha hecho un buen trabajo de reactivación de Volvo Cars, pero una compra completa parece improbable por ahora. AB Volvo es un 25% más grande que Geely, que posee solo un 15,6% de acciones con derecho a voto, por detrás de Industrivarden (22,8%).

El timing financiero que ha escogido Geely también puede generar dudas. La demanda de vehículos comerciales tiende a fluctuar, así como las valoraciones de los principales fabricantes. AB Volvo cotiza a un valor empresarial futuro de 9,7 veces el ebitda, por encima del promedio (inferior a 9) de la última década. Es posible que Geely no haya elegido el mejor momento para cambiar de carril.

Los autores son columnistas de Reuters Breakingviews. Las opiniones son suyas. La traducción, de Elisa Castillo Nieto, es responsabilidad de CincoDías.

Normas