Faconauto alerta de la subida de las automatriculaciones

La facturación de las redes de venta de coches crece un 8% en 2017

La rentabilidad se queda en el 1,4% frente al 1,7% del año pasado

Parque automovilístico en Madrid
Parque automovilístico en Madrid EL PAÍS

El presidente de la patronal española de concesionarios Faconauto, Gerardo Pérez, alertò ayer en una rueda de prensa del crecimiento que están desarrollando las matriculaciones tácticas o automatrículas en el mercado de vehículos en España.

Según sus datos, estas ventas de vehículos que se hacen los concesionarios a sí mismos y que, en un porcentaje, responden a necesidades de exposición, coches de prueba, ya alcanzan los 125.000 vehículos, el 11% de mercado.

Con estas ventas, los concesionarios tratan de cumplir los objetivos de comercialización que imponen las marcas pero este porcentaje “es muy difícil de asumir por el mercado” y atenta “contra la rentabilidad de los concesionarios”, dijo Pérez.

La rentabilidad sobre ventas de los concesionarios se quedará este año en el 1,4% frente al 1,7% de 2016. La facturación crecerá un 8% en total, superando los 30.700 millones de euros. “Es imprescindible que las redes lleguen al 2,5% de rentabilidad para hacer frente a los retos tecnológicos del futuro”, aseguró Pérez. El presidente señaló que, si bien los procesos de concentración han conseguido puntos de ventas más grandes y con más ingresos, las inversiones y los riesgos también son mayores. "Hay que convencer a las marcas para que se den cuenta de que una red de venta de coches fuerte es una fortaleza también para ellas", aseguró.

Según los datos facilitados por Pérez, los concesionarios crearán, además, hasta 30.000 puestos de trabajo en los próximos tres años si el mercado español logra alcanzar un volumen comercial de 1,5 millones de vehículos comercializados (turismos, todoterrenos y comerciales), devolviendo el nivel de empleo a cifras anteriores a la crisis.

"En los últimos tres años ya hemos logrado crear 35.000 empleos en las redes de concesionarios. Lo que se deshizo con la crisis, lo hemos vuelto a rehacer", según ha explicado Pérez en el encuentro anual de Faconauto con la prensa.

De este modo, ha indicado que el sector atraviesa un momento "apasionante", que traerá nuevas oportunidades, siempre que concesionarios y marcas trabajen "codo con codo" para responder a las necesidades y a los cambios que están demandando los clientes.

"Las redes de concesionarios estamos preparadas para acometer esos cambios, además somos los que hemos estado y estamos cerca del cliente", ha argumentado el presidente de Faconauto.

Mercado automovilistico español

Por otro lado, ha valorado positivamente la situación que atraviesa el sector de la automoción español y ha indicado que el mercado ha alcanzado en 2017 un "nivel suficiente" respecto al momento económico que atraviesa España, aunque con "margen de mejora" en los próximos años.

Según las previsiones de la organización, el mercado automovilístico nacional cerrará el presente ejercicio con 1,23 millones de turismos y todoterrenos vendidos, lo que supondrá un incremento del 7% respecto a 2016.

De cara al próximo año, la federación prevé que las matriculaciones se incrementen cerca de un 6%, lo que se supondría superar los 1,3 millones de unidades comercializadas. Además, prevé que en 2018 el mercado de vehículos de ocasión alcance cifras muy parecidas a las de este año, con casi dos millones de unidades transferidas.

"Si sumamos las ventas de coches nuevos y las de coches usados, sale una cifra que, siendo suficiente para el sector, no asegura, ni mucho menos, tampoco de cara a 2018, la urgente renovación del parque automovilístico nacional, algo que debería ser prioritario en las políticas del Gobierno y de las Administraciones Públicas, que en este tema están, sin embargo, paralizadas", ha alertado el máximo responsable de Faconauto.

Al respecto, Pérez ha considerado clave que dicha renovación del parque se haga con "amplitud de miras", teniendo en cuenta los objetivos en materia climática, las necesidades de movilidad de los ciudadanos y con una herramienta "inestimable" como sería una nueva fiscalidad para el automóvil, enfocada al uso y a la mejora medioambiental, suponiendo la desaparición de los actuales impuestos de matriculación y circulación.

"La renovación del parque ha de producirse sí o sí, y tenemos que usar todos los medios y teniendo en cuenta, no sólo los vehículos de energías alternativas, sino todas las tecnologías disponibles, incluyendo los nuevos motores diésel y los vehículos usados, ya que, de otro modo, la desaparición de coches viejos y contaminantes no se producirá", ha concluido.

 

Normas