mercado eléctrico Ampliar foto

Las eléctricas 'cautivan' al 75% de los clientes que pasan al mercado libre

Aumenta el número de clientes que retornan a la tarifa regulada, según la CNMC

Solo supusieron el 8,5% de los cambios de comercializadora en 2016

El número de clientes eléctricos que, con derecho al precio de venta al pequeño consumidor (PVPC) ha retornado del mercado libre al de referencia o regulado, aumentó el año pasado respecto a 2014: de 160.000 solicitudes de cambio en ese año a 270.000 activadas en 2016. Así figura en el informe de supervisión de los cambios de comercializadora de luz y de gas publicado hoy por la CNMC.

 Sin embargo, según dicho estudio, estos trasvases al mercado con precio regulado (al que tienen derecho los domésticos y pymes con menos de 10 kW de potencia contratada) apenas representan el 8,5% del total de cambios registrados en el ejercicio. Por su parte, el movimiento inverso, el de los consumidores que pasan del mercado regulado al libre ha perdido peso relativo, al pasar del 51,3% de las activaciones en 2014 (año en que se implantó el PVPC, que supone cobrar a los clientes usuarios regulados el precio por horas del mercado mayorista o pool) al 29% el año pasado.

La CNMC vuelve a detectar un hecho persistente en el sector:que la gran mayoría de los cambios del regulado al libre tienen como destino comercializadoras filiales del mismo grupo empresarial: un 74,6% del total de los cambios en 2016 frente al77,2% en 2015. Los grupos verticalmente integrados con mayor porcentaje de autotrasvases (de sus filiales de referencia o COR a las del mercado libre) son Iberdrola, con un 80%, y Endesa, con un 78,1%, y el de menor porcentaje fue Gas Natural Fenosa, con un 40,8%.

En el mercado eléctrico, cerca del 86% de las altas se activaron a favor de comercializadoras verticalmente integrados con el distribuidor, y en torno al 16% fueron a favor de comercializadoras de referencia, principalmente, las cinco grandes compañías de Unesa: Iberdrola, Endesa, Gas Natural Fenosa, Viesgo y EDP España.

El año pasado, el volumen de cambios de comercializador activados fue de 3,2 millones en el mercado eléctrico y de casi un millón en el del gas, lo que supuso unas elevadas tasas de cambio, o switching, en ambos sectores: el 11,1% y el 12,5%, respectivamente. Los tiempos medios necesarios para el cambio de comercializadora el año pasado se redujeron y quedaron en casi 12 días en el sector eléctrico y 14 días en el del gas.

En total, un 89,6% de solicitudes fueron aceptadas en el sector eléctrico y el 81,1% en el gasístico, lo que supone un empeoramiento de las tasas medias de rechazo, que alcanzaron el 10,4% y el 18,9%, respectivamente el año pasado, cunado en 2015 fueron del 8,2% y del 10,3%, también respectivamente.

Por cuotas, el mercado libre lo lidera Iberdrola, con un 38%, (6,45 millones de clientes), seguida de Endesa, con un 30% (5,2 millones) y Gas Natural, el 13,5% (2,3 millones). Entre las independientes, destaca CHC Energía, Fenie, Clidom Energy, Comercializadora Eléctrica de Cádiz, Estebanell y Pahisa Mercator y Audax, con apenas un 5% de cuota sobre el 10,2% que tienen el conjunto de las independientes.

Por su parte, el mercado regulado, adjudicado por ley a las cinco grandes, CHC COR y las comercializadoras municipales de Ceuta y Melilla, lo encabeza, Endesa (con casi 1,5 millones de clientes) e Iberdrola (con 800.000).

Estas compañías, que han denunciado ante el Tribunal Supremo su escaso margen comercial, tienen todos los incentivos para trasvasar a sus clientes al mercado liberalizad con un precio libre supuestamente pactado.

29 millones de clientes

A finales del año pasado, el mercado eléctrico se mantenía en 29 millones de puntos de suministro. De ellos, un 58%, o 16,9 millones, estaba suministrado por comercializadoras libres, mientras que al resto lo suministraban las de referencia. En el mercado libre, las eléctricas independientes ajenas a las cinco grandes energéticas suministraban únicamente al citado 10,2%.

Por su parte, en el mercado del gas natural, con 7,7 millones de puntos de suministro, el 78% de ellos eran abastecidos en el mercado libre (seis millones). Las empresas independientes únicamente contaban con un 0,7% de cuota de mercado.

Por comunidades autónomas y en los referente a la electricidad, las tasas de cambio de suministro más elevadas se registraron en Cantabria (14,7%), así como en Navarra y Comunicad Valenciana (12,6%, respectivamente ). Las más reducidas, en Ceuta y Melilla (0,9%) y en Galicia (8,3%).

En el sector del gas, las tasas de switching más altas correspondieron a Cantabria (17,3%) y Aragón (15,8%); y las más bajas, a Extremadura (9,3%) y Cataluña (10,8%).

Por segmentos de mercado, en electricidad y en gas los coambios de compañía son menores entre los domésticos, por debajo de la media, y son mayores en el segmento industrial y muy destacables en entre las pymes: un 27,2% de cambios en electricidad y el 21% en gas.

El informe de la CNMC se base a la información recibida de 665 distribuidoras y comercializadoras (595 de energía eléctrica y el resto, de gas).

Normas
Entra en EL PAÍS