Banca

Guindos reclama la aplicación estricta de Basilea III

Basilea III
El ministro español en funciones de Economía, Luis de Guindos (i), y el presidente del Banco Europeo de Inversiones (BEI), Werner Hoyer, EFE

España se desmarcó hoy, durante la reunión de ministros de economía y Finanzas de la UE (Ecofin), de la ofensiva europea para suavizar los llamados acuerdos de Basilea III sobre los requisitos de capital de la banca. El ministro español de Economía en funciones, Luis de Guindos, aseguró durante la reunión del Ecofin que “la banca española se encuentra cómoda” con las obligaciones planteadas por Basilea III porque “ya aplica controles muy estrictos sobre el nivel de riesgos”.

La mayoría de los países de la UE, en cambio, temen el impacto de un acuerdo que, en línea con las prácticas de EE UU, limitará el uso que hacen los bancos europeos de modelos propios para calcular sus niveles de riesgo e impondrá un modelos estandarizado a nivel global.

La Comisión Europea incluso ha advertido que no aceptará un acuerdo que obligue a las entidades del Viejo Continente “a un incremento excesivo en los requisitos de capital”.

Los principales bancos españoles comparten esa preocupación, según fuentes del sector. Pero el ministro de economía en funciones Luis de Guindos considera que el acuerdo sobre Basilea III será beneficioso porque “despejará la incertidumbre sobre la banca europea, que es la principal incertidumbre que pesa sobre la economía europea”.

“Si algunas entidades tienen que aumentar capital, que lo hagan, pero no es un problema general de la banca europea”, subrayó el ministro Luis de Guindos. España cree que se exagera el impacto de Basilea III para proteger a la banca de varios países.

Normas