Eurocopa 2016

Cada estrella de la Euro le cuesta a la UEFA 10.200 euros al día

La asociación destina 150 millones a pagar a los clubes que prestan a sus jugadores

Además, las federaciones nacionales se hacen cargo del gasto económico de una lesión

Andrés Iniesta, durante el primer partido de la selección española en la Eurocopa de Francia, disputado ante la República Checa.
Andrés Iniesta, durante el primer partido de la selección española en la Eurocopa de Francia, disputado ante la República Checa.

El estado físico es la gran preocupación de los clubes que, por obligación, deben prestar a sus jugadores a las selecciones nacionales, incluida la Eurocopa de Francia en curso. En los últimos años, tanto FIFA como UEFA han dado respuesta a las quejas, sobre todo de los equipos más grandes, estableciendo un sistema de compensación: los clubes cobran por ese préstamo y las federaciones nacionales se hacen cargo del gasto económico de las lesiones que se produzcan en los partidos con los equipos nacionales.

En el caso de la UEFA, el primer campeonato en el que se estructuró un sistema de compensación fue la Eurocopa de Austria y Suiza de 2008. Entonces, repartió 43,5 millones de euros entre 180 equipos. Una cifra irrisoria en comparación con la de Francia. Cuando concluya, la UEFA abonará una cantidad récord a los clubes por dejar a sus futbolistas jugar en un gran torneo: 150 millones de euros. De ellos, un 40% se calculan en base a los partidos de clasificación, y los 90 millones de euros restantes, a los que se están jugando en la fase final en el país galo. En el Mundial de 2014, la FIFA destinó 70 millones de dólares, 62 millones de euros al cambio actual. En la Eurocopa de 2020 la cifra llegará a un mínimo de 200 millones de euros. A partir de esta, la cantidad a abonar se calculará, por primera vez, a partir de los ingresos totales del torneo, siendo el 8% de ellos. Para la de ese año, se calcula una facturación de al menos 2.500 millones.

La Liga inglesa aporta 103 de los 552 futbolistas que están en Francia

Según el criterio de reparto que la UEFA ha utilizado hasta ahora en este sistema de compensación, la participación de las grandes estrellas del continente, como Cristiano Ronaldo o Iniesta, le está costando al organismo del fútbol europeo unos 10.200 euros al día, a contar desde que iniciaron la concentración dos semanas antes del inicio del torneo, hasta el día después del último partido que jueguen. Esa cantidad corresponde a los futbolistas de la primera de las tres categorías en que la UEFA divide este sistema. En ella se ubican los que juegan las ligas inglesa, española, francesa, alemana, italiana y holandesa. Si los 46 jugadores de las selecciones que lleguen a la final del torneo, en París el 10 de julio, pertenecen a clubes de estas ligas, la asociación del fútbol europeo se gastará 20 millones de euros únicamente en ellos, teniendo en cuenta que habrán pasado del orden de 45 días concentrados.

  • Domina Inglaterra

En una segunda categoría, la UEFA incluye a los equipos de la primera división de las ligas belga, danesa, griega, portuguesa, rusa, escocesa, suiza, sueca, turca y ucraniana, además de los de la segunda división inglesa, por los que paga unos 6.700 euros al día. Y en la tercera, engloba las ligas croata, checa, israelí, polaca, rusa, y los de tercera inglesa, a los que abonará algo más de 3.200 euros. Las cantidades definitivas se fijarán al término del torneo.

No es de extrañar que, en las tres categorías, se incluyan las divisiones menores de Inglaterra. Hasta 134 de los jugadores que están en Francia pertenecen a 40 clubes ingleses: 103 de la Premier League y 31 de la segunda división, más que de la Liga francesa, de la que hay presentes 22. La Juventus de Turín y el Liverpool son los dos clubes que más jugadores tienen en la Eurocopa, 12 cada uno, seguidos de Tottenham, Manchester United y FC Barcelona, este último con nueve. En 2012, el club con mayor representación fue el Bayern de Múnich, con 12, seguido de Real Madrid, con 11. Ambos fueron los que más cobraron por el sistema de compensación: 3 millones.

Azerbaiyán se cuela en el fútbol y la F1

Cada estrella de la Euro le cuesta a la UEFA 10.200 euros al día

Durante los partidos de la Eurocopa que se están jugando en Francia desde el 10 de junio, las vallas publicitarias que rodean al terreno de juego muestran un patrocinador casi desconocido:Socar.
Este forma parte de la terna de patrocinadores principales del torneo, y no es otra cosa que la petrolera pública de Azerbaiyán, país que este fin de semana organiza en su capital, Bakú, su primer gran premio de Fórmula 1. No es casualidad, dado que el Estado azerí ha reservado para este año, en sus presupuestos, una partida de alrededor de 200 millones de euros para dedicar a grandes eventos deportivos.

La UEFA calcula que cada partido de la Eurocopa es seguido por 150 millones de espectadores. Si se suman a los 20 millones que siguen cada carrera de la Fórmula 1, Azerbaiyán podrá beneficiarse en un solo fin de semana del impacto que otorgan dos de los deportes más seguidos del mundo. En 2015 ya organizó los Juegos Europeos, para los que el Gobierno del país invirtió más de 6.000 millones de euros.