Las grandes ligas se anotan nuevos récords de gasto

China mete más presión al desatado mercado del fútbol

Los clubes ingleses gastan en sueldos y fichajes más del doble que hace apenas cuatro años

La escalada económica del fútbol Ampliar foto

Hace poco más de 20 años y un mes, el Tribunal de Justicia de la Unión Europea dictaba una sentencia que cambió, para siempre, el rumbo del fútbol. Jean-Marc Bosman, un futbolista belga con una carrera poco relevante, se erigió como el símbolo del inicio de la era moderna de este deporte. Gracias a él, se eliminó la prohibición que entonces regía el mercado de fichajes, que limitaba la presencia de jugadores extranjeros, incluidos los comunitarios, a tres por equipo. El tribunal europeo le dio la razón, y eliminó la restricción para los profesionales nacidos dentro de las fronteras de la Unión Europea.

Desde entonces, los grandes números económicos del fútbol iniciaron una escalada imparable, tanto en cifras de fichajes, como en salarios, como en los ingresos que generan los clubes. Un ascenso que, durante esta temporada, ha encontrado un nuevo periodo de inflexión, marcado por un doble hito: la irrupción, esta vez en serio, de los clubes chinos en el mercado, y la determinación del fútbol inglés por destrozar sus propios récords de inversión en futbolistas.

En el primer caso, los números no dejan duda. Las intenciones de China por hacerse un nombre en el fútbol internacional vienen de lejos, aunque la estrategia de los equipos solía ser la de fichar futbolistas experimentados en el ocaso de sus carreras. En la temporada 2011/2012, los equipos de la Super Liga de China gastaron 34 millones de euros en fichajes en enero, su época de mayor actividad, ya que la competición se inicia en marzo. Durante el último mes, la cifra se ha disparado hasta los 162 millones, más que las ligas alemana, española y francesa juntas. Además, la Segunda División china ha gastado cerca de 50 millones, más que cada una de esas ligas.

El delantero colombiano Jackson Martínez, ha sido traspasado al Guangzhou Evergrande chino.
El delantero colombiano Jackson Martínez, ha sido traspasado al Guangzhou Evergrande chino. EFE

Y es que el perfil de fichaje ha cambiado, y también la forma de encarar las operaciones. Los clubes chinos se han decidido a pagar grandes cantidades por traspasos, el último, el pase de Jackson Martínez, del Atlético de Madrid, al Guangzhou Evergrande por 42 millones. También el del Jiangsu Suning y los 33 millones de euros invertidos en Ramires, procedente del Chelsea, de 28 años y con un cierto peso en su club; o el Shanghai Shenhua, que ha gastado 15 millones en el colombiano del Inter de Milán Freddy Guarín.

El torneo chino se muestra como la mayor competencia para el fútbol inglés en materia de fichajes millonarios. Este último es el principal culpable del encarecimiento del mercado en los últimos años, que ha llevado a que todas las grandes ligas hayan aumentado los gastos en fichajes en los últimos cinco años.

En el caso de la Premier League inglesa, la cifra acumulada del mercado de verano y el de enero supera los 1.400 millones de euros, un 120% más que en la temporada 2011/12. Equipos como el Sunderland, el Watford o el Aston Villa han superado los 60 millones de euros en traspasos. Hace cuatro temporadas, el coste medio de un fichaje era de 5,4 millones de euros por club. En la actualidad, la cantidad alcanza los 10,15 millones. Además, el gasto medio por equipo no llegaba a 32 millones de euros, mientras que ahora alcanza los 70 millones. En esta cifra tienen especial influencia los dos equipos de Manchester, el City y el United, con 203 y 140 millones gastados, respectivamente, este año. Eliminados estos dos, la media es una cifra, nada desdeñable, de 58 millones.

En la Primera División española, el coste medio de un fichaje para un club, sin contar cesiones, es de cuatro millones de euros. En la temporada 2011/2012, era de algo más de dos millones. Hay que recordar que los 592 millones invertidos por los clubes españoles este año son un récord en la competición nacional. En la Serie A de Italia también han alcanzado un nuevo récord, con 668 millones, así como en Alemania, que supera por primera vez los 400 millones de euros en inversión en futbolistas, llegando a 464.

También en salarios

La explosión de los ingresos comerciales y televisivos en los últimos 20 años, que han elevado la facturación conjunta de los clubes europeos en un 559% en ese periodo, también se ha traducido en una mejora de los sueldos. Según datos de la UEFA, en 2014 los equipos dedicaban 9.900 millones de euros a salarios, frente a los 5.400 de hace 10 años o los 1.500 de 1996.
En esto, los clubes ingleses también han sido protagonistas. En la temporada 2011/2012, los 20 equipos participantes en la Premier gastaban cerca de 2.000 millones de euros, en total, en sueldos, cifra que se había elevado a 4.000 en la 2013/2014, última con datos oficiales. En España, los clubes de la Primera división suman este año 1.696 millones en esta partida, un 30% más que en la anterior. Y, de cara al futuro, las cifras no harán otra cosa que seguir subiendo.