Se convierte en primer accionista, con el 28% de los derechos de voto

Gonvarri entra en Abengoa con 350 millones de euros

Acudirá a la ampliación de capital con 250 millones inicialmente y luego con otros 100 millones

Tendrá cuatro puestos en el consejo

Sede de Abengoa en Sevilla
Sede de Abengoa en Sevilla

Abengoa recibe un espaldarazo financiero e industrial dentro de su proceso de ampliación de capital. Da entrada en su capital a un nuevo socio, industrial y financiero, con la intención de dar estabilidad y calidad a la estructura accionarial de la compañía. La siderúrgica Gonvarri Steel Industries, que pertenece a la multinacional industrial Corporación Gestamp, invertirá 350 millones en la compañía a través de la anunciada ampliación de capital de 650 millones de eurosSe convertirá así en el primer accionista de Abengoa, con el 28% de los derechos de voto, por encima de InversiónCorporativa (IC), de la familia Benjumea, fundadora de Abengoa y accionista de referencia hasta hace poco. El acuerdo se ha firmado con el apoyo de IC.

La inversión concederá a Gonvarri cuatro de los 13 puestos del consejo de administración de Abengoa. Inversión Corporativa cede estos asientos y se queda con solo un representante, tal y como comunicó Abengoa el domingo a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV).

La entrada de Gestamp /Gonvarri en la compañía se realiza en el marco de la ampliación de capital aprobada el pasado 10 de octubre por 650 millones de euros. El objetivo de esta operación es “reducir el endeudamiento de Abengoa y reforzar su capital en el marco de un plan de reestructuración que pretende acabar con las dudas sobre la solidez de la compañía”, afirmaron en su momento desde la compañía.

Una parte de la inversión, unos 250 millones de euros, se depositará en una primera fase de la ampliación durante la que se excluyen los derechos de suscripción preferente. Se emitirán acciones de tipo A, que se suscribirán por un valor de 0,999 euros por título, y participaciones de tipo B, con un coste de 0,767 euros por acción.

La familia Benjumea reduce su participación al 20% y matienen un puesto en el consejo

A continuación, una vez hayan dado entrada a los primeros 250 millones, se ejecutará el aumento de capital con derecho de suscripción preferente por un importe efectivo actualmente previsto de 400 millones de euros. Gonvarri suscribirá la participación que le corresponde para mantener su 28%, otros 100 millones de euros adicionales. Los 300 millones de euros restantes quedan para cubrirse por inversores y mercado.

La participación de IC tras esta operación se queda “en el entorno del 20% de derechos económicos de la compañía”, según fuentes de Abengoa. Según hizo público la propia empresa cuando se aprobó la ampliación, HSBC, Banco Santander y Credit Agricole, los bancos colocadores, se han comprometido a asegurar 465 millones. Inversión Corporativa suscribirá 120 millones y el grupo de fondos Waddell & Reed Investment, 65 millones.

De hecho, el acuerdo de inversión está sujeto a determinadas condiciones entre las que se encuentran “el mantenimiento del aseguramiento de la ampliación de capital por las entidades aseguradoras y la suscripción de un importante paquete de apoyo financiero a favor de la sociedad por parte de un conjunto de entidades bancarias”, señala el hecho relevante enviado a la CNMV.

El acuerdo está sujeto a la definición de “un gran plan de apoyo” de la banca

Fuentes cercanas a la operación aseguraron que “esta inversión permitirá un gran plan de apoyo financiero de la banca, lo que debería permitir afrontar una nueva fase para Abengoa con una posición financiera reforzada”.

El nuevo plan de acción para la compañía incluye el pago de deudas de forma adelantada y el refuerzo de su programa de desinversiones, que le permitirá obtener unos 1.200 millones de euros hasta 2016. Los accionistas han aceptado limitar los compromisos de inversión a un máximo de 50 millones anuales y suspender el pago de dividendo hasta que mejore su calificación crediticia.

Multinacional familiar, de motor, acero y renovables

La Corporación Gestamp basa su negocio en la actualidad en tres patas fundamentales: por un lado, la filial que lleva el nombre de la corporación es Gestamp, fabricante de componentes para el sector de la automoción, que tiene 95 plantas de producción en 20 países de cuatro continentes y 12 centros de I+D, un capítulo en el que emplea a 1.000 personas. También se llama Gestamp la división de energías renovables, que opera desde la fabricación y suministro de componentes, a la promoción, construcción, mantenimiento, operación y desarrollo de proyectos de energía eólica, solar y biomasa. La nueva accionista de Abengoa es Gonvarri Steel Industries, especialista en servicios de transformación del acero. La corporación completa facturó en 2014 más de 9.000 millones de euros, lo que supone prácticamente duplicar sus ingresos de 2011.
La única que no lleva el nombre de la corporación es el germen del grupo, fundado en 1958 por Francisco Riberas Pampliega como empresa dedicada a la transformación del acero. A finales de los 80, siguiendo un proceso de integración vertical, comienza el suministro de piezas de estampación a fabricantes de automoción, que deriva en la creación de Gestamp.
A día de hoy, los hijos de Francisco Riberas Pampliega, Jon y Francisco Riberas Mera, son los que dirigen la compañía. Francisco Riberas es el consejero delegado de Gestamp Automoción y Jon dirige Gonvarri y la filial energética. Tienen una fortuna estimada por Forbes en 2.600 millones y ocupaban el puesto número 10 del ranking de la revista del año pasado. Han ascendido desde el 21 en 2013.

Normas