Breakingviews

Ferrari necesita menos velocidad

Ferrari aparca su OPV de 9.800 millones de dólares (8.600 millones de euros) en un lugar híbrido. Las acciones del fabricante de automóviles de gama alta escindido de Fiat Chrysler se situaron en la parte superior del rango de precios previamente anunciado y cotizaron hasta un 10% al alza a primera hora del martes. Eso es un mejor rendimiento que la mayoría de las ofertas públicas de venta recientes. Pero Ferrari no merece las valoraciones de primera clase comandadas por minoristas del lujo como Prada.

Seis de las 10 OPV de este mes en Estados Unidos se lanzaron por debajo del rango de precios anunciado a los posibles inversores, según Thomson Reuters. El aumento se debe en parte a unos mercados más inestables que hacen que los inversores estén menos dispuestos a entrar en operaciones que pueden parecer arriesgadas. La desaceleración de la economía de China podría afectar las esperanzas de Marchionne de atraer al creciente número de multimillonarios de Asia y otros lugares a comprar sus veloces coches.

Ferrari tiene, sin embargo, clientes fieles (un 60% de compradores anuales que han adquirido sus coches antes). Su deuda es también manejable y tiene unos ingresos decentes. Los resultados preliminares del tercer trimestre muestran unos beneficios que crecen más rápido que los ingresos.

Pero alcanzar los altos múltiplos de los minoristas de lujo, es difícil de justificar. Los inversores, al menos, han negado a Marchionne la capitalización de mercado de 12.000 millones de dólares (unos 10.600 millones de euros) a la que aspiraba. Ferrari tiene que mantener unos elevados gastos en innovación y desarrollo para seguir el ritmo de Porsche y otros rivales. Su Ebitda anualizado de 750 millones de euros en los nueve primeros meses de este año tiene que aumentar en un tercio para alcanzar el objetivo a más largo plazo que se ha fijado.

La valoración del fabricante de automóviles de casi 16 veces su Ebitda del año pasado sugiere que los accionistas podrán creerlo. Pero por ahora, mantener a Ferrari en el carril central puede ser una opción mejor.

Normas