Breakingviews

Una OPV en camino en Italia

La de Poste Italiane es la mayor privatización que ha llevado a cabo Italia en una década, valorando la compañía en hasta 9.800 millones de euros. Ofrece una buena marca y red, pero dados los desafíos –en realidad no es una oficina de correos–, la oferta pública de venta garantiza un descuento considerable.

Pese al nombre, los beneficios de explotación de Poste Italiane se derivan de un banco y una aseguradora. La aseguradora es la parte más sencilla. Sus ingresos crecen en alrededor del 10% al año, a medida que los italianos buscan alternativas de inversión. Pongamos su pronóstico de beneficios para el próximo año en un múltiplo de 10 veces, similar a Assicurazione Generali, y tendrá un valor de poco menos de 4.000 millones de euros, según cálculos de Intesa Sanpaolo.

Luego está el banco. Reúne depósitos de italianos, invierte en bonos del Estado y recoge tasas por canalizar los depósitos de la banca estatal, Cassa de Depósitos y Prestiti. Valorándolo como un banco ordinario, podría dar un valor de 5.300 millones de euros.

Por último viene la oficina de correos, que tuvo un beneficio de explotación negativo de 504 millones de euros el año pasado. Un marco regulatorio más favorable puede frenar el declive de correo en papel. Aun así, el valor actual es bajo. Intesa Sanpaolo lo sitúa en un máximo de 400 millones de euros. Teniendo en cuenta las probabilidades, los inversores podrían valorarlo simplemente en cero. Sumando una división móvil, a la que Mediobanca calcula un valor de 384 millones de euros, toda la compañía tiene un valor patrimonial que se acerca al extremo superior del rango meta de salida a bolsa de 9.700 millones de euros.

Aun así, puede que los inversores quieran un descuento. La oficina de correos podría seguir perdiendo dinero durante años. Incluso el banco tiene retos. Está muy expuesto a la deuda italiana y los rendimientos de sus explotaciones disminuyen.

El gobierno tiene razón al querer vender a un precio atractivo. Tiene que vender activos para reducir la deuda, que se espera que alcance el 133% del PIB este año. Poste tiene que ser entregado de forma suave.

Normas
Entra en El País para participar