“La inmigración ofrece también oportunidades"

Bundesbank: Alemania necesita refugiados para mantener el bienestar

El presidente del Bundesbank, Jens Weidmann (derecha) junto al ministro de Finanzas, Wolfgang Schäuble.
El presidente del Bundesbank, Jens Weidmann (derecha) junto al ministro de Finanzas, Wolfgang Schäuble. EFE

El presidente del Bundesbank, Jens Weidmann, ha dicho que Alemania necesita refugiados, “mano de obra adicional para poder mantener su nivel de bienestar”. En una entrevista concedida al diario alemán “Süddeutsche Zeitung”, y publicada hoy, Weidmann dice que “la inmigración ofrece también oportunidades y cuanto mejor logremos que aquellos que vienen para quedarse se integren en la sociedad y en el mercado de trabajo, mayores serán las oportunidades”.

“En vista de los cambios demográficos, Alemania necesita mano de obra adicional para poder mantener su nivel de bienestar”, según el presidente del Bundesbank.

Asimismo Weidmann señala que “hacer frente al flujo de refugiados exigirá mucho de Alemania”.

Considera que “la situación económica de Alemania dentro de la zona euro es buena”.

No obstante el presidente del Bundesbank advierte de que “esto no es algo que se dé de forma natural ni tampoco una razón para quedarse cruzado de brazos”.

“También el auge económico actual llegará a su fin en algún momento. A largo plazo Alemania se enfrenta de por sí a notables retos, como el envejecimiento de la población, la creciente competencia de países emergentes y la transición energética”, señala Weidmann.

El presidente del Bundesbank recuerda que “los bancos alemanes fueron los primeros afectados por la crisis financiera de 2007”.

“Actualmente no solo las compañías de seguros de vida de Alemania sufren el entorno de bajos tipos de interés, también el mercado inmobiliario está sometido a una mayor observación”, añade.

El presidente del Bundesbank considera que “por el momento no hay señales” de una burbuja inmobiliaria, “pero el Gobierno está preparando las bases reguladoras a fin de poder tomar oportunamente las medidas en caso necesario”.

Weidmann hace hincapié en que “actualmente los principales desafíos para la política económica son otros”.

Estos desafíos son “mantener la capacidad de innovación y de adaptación” e insta a Alemania a cumplir las reformas estructurales que recomienda a otros países de Europa.

Normas