Proponen prejubilaciones y bajas voluntarias incentivadas

Los sindicatos plantean una alternativa al ERE de Indra

Logotipo de la empresa Indra.
Logotipo de la empresa Indra.

Los sindicatos de Indra han solicitado a la empresa sustituir el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) anunciado por la compañía para 1.850 trabajadores por un plan de prejubilaciones y bajas incentivadas voluntarias, que no impliquen el despido de ningún trabajador.

La empresa aceptó la posibilidad de que puedan darse bajas voluntarias, aunque siempre en el marco del ERE, al considerar que deben producirse bajo la cobertura jurídica que el procedimiento proporciona, han explicado desde los sindicatos.

En concreto, en la cuarta reunión de la mesa negociadora del ERE, los representantes de los trabajadores han solicitado a la empresa la presentación de un plan de bajas incentivadas, todas ellas voluntarias, y prejubilaciones o recolocaciones, así como una mejora “ostensible” de la oferta económica ya presentada.

La pasada semana la empresa propuso una indemnización de 25 días de salario por año con un tope de hasta 14 mensualidades y un sistema de cobertura para profesionales afectados que hayan cumplido 59 o más años a fecha 30 de junio de 2015 y no hayan alcanzado los 63 años a la fecha de extinción del contrato.

La compañía planteó además un 'plus' económico adicional a la oferta propuesta para aquellos trabajadores que se encuentren en una franja de edad de entre 50 a 58 años, con una prima lineal de 2.000 euros por cada tres años de antigüedad.

Los sindicatos señalaron que se trataba de algo “simbólico” y “muy por debajo” de cualquier mínimo a considerar.

Abren la puerta a movilizaciones

Fuentes de los representantes de los trabajadores han explicado a Europa Press que, aunque no será hasta después de la reunión de la mesa de negociación el próximo jueves cuando decidan si se movilizan, desde los sindicatos se han adoptado las medidas necesarias para poder convocar huelga desde el próximo lunes, 27 de julio, o paros parciales desde el martes, 28 de julio. La sección sindical de UGT en Indra Sistemas Barcelona ha convocado por su parte tres jornadas de huelga, que empezaron ayer.

“Dependiendo de las medidas que presente la empresa se decidirá qué tipo de movilizaciones se emprenden y si vamos a la huelga”, han señalado desde los sindicatos.

Fuentes de los sindicatos han explicado que debido al volumen de empleados en subcontratas se ha planteado la posibilidad a la compañía de aminorar la cantidad de afectados por el ERE.

En este sentido, desde USO explican que el director de subcontratación de Indra detalló el funcionamiento de las distintas formas de subcontratación a la representación de los trabajadores, que cuestionó dichos métodos y las cifras presentadas al respecto en el informe que la empresa entregó el pasado 7 de julio

Normas
Entra en El País para participar