Empleo asegura que llegará a 270.000 beneficiarios este año

El PSOE pide que se facilite el acceso a la nueva ayuda a parados

El PSOE critica la poca efectividad de nuevo programa de ayuda a los parados y pide que se rebajen los requisitos de acceso

Báñez defiende que se otorgan el 70% de las solicitudes

El diputado socialista Rafael Simancas, durante su intervención en la sesión de control al Ejecutivo que hoy celebra el Congreso de los Diputados.
El diputado socialista Rafael Simancas, durante su intervención en la sesión de control al Ejecutivo que hoy celebra el Congreso de los Diputados.

Casi 94.000 personas han solicitado ya la ayuda para parados de larga duración sin ingresos y con cargas familiares que el Gobierno puso en marcha el pasado mes de enero, tras acordarlo con los agentes sociales, y al 70% --unos 65.800 ciudadanos-- se les ha reconocido ya la condición de beneficiarios, según ha asegurado este miércoles la ministra de Empleo, Fátima Báñez, que cuenta con que el programa llegue a 270.000 desempleados a lo largo del año.

Las previsiones iniciales del Gobierno era atender a más de 400.000 parados con este programa que termina el 15 de abrilde 2016. De ahí que si se sigue este ritmo de concesión de las ayudas será prácticamente cumplir el objetivo del Ejecutivo en los meses que restan.

Así, con esos datos facilitados por Báñez, el portavoz socialista de Empleo, Rafael Simancas, ha calificado este programa de  “electoralista, tardío e insuficiente” y que supone “un fiasco” por la imposición de unos requisitos de acceso “deliberada e injustamente duros”.

Requisitos muy duros

Sin embargo, Simancas ha insistido en que la medida es “insuficiente” porque los requisitos de acceso son “muy duros”, y ha pedido a la ministra que los “relaje” para “permitir que cientos de miles de parados que necesitan acceder a esta ayuda lo hagan”. “Se lo pedimos formalmente”, ha añadido, recordando que la tasa de cobertura de la prestación por desempleo ha bajado un 16% en esta legislatura.

Además, ha criticado que la aprobación de la medida se produjera “a cinco meses de las elecciones municipales y autonómicas” de mayo, cuando el PP “se fijó en que había muchos parados en una situación difícil”. “Entonces sacaron al presidente del plasma, adornaron La Moncloa, llamaron a las cámaras y, con gran trompetería, firmaron un acuerdo para mejorar la vida de los parados”, ha recordado.

Sin embargo, frente a los 450.000 beneficiarios de los que habló Mariano Rajoy, o los 300.000 del “stock de inicio” que mencionó la propia Báñez en una interpelación en el Senado, ni siquiera se había llegado a 44.000 a finales de abril, datos con los que Simancas ha planteado la pregunta. “La recuperación justa no se percibirá porque cambien a los portavoces del Gobierno, sino por que traten con justicia a los trabajadores y los parados”, ha zanjado el diputado.

Normas