El caso de corrupción en la cúpula del fútbol

Putin defiende a la FIFA frente a la investigación de EE UU

El presidente ruso, Vladímir Putin.
El presidente ruso, Vladímir Putin.

El presidente ruso, Vladimir Putin, defendió este jueves el derecho de Rusia a organizar la Copa Mundial 2018 de fútbol y acusó a Estados Unidos de inmiscuirse en una jurisdicción que no es la suya con el arresto de altos funcionarios de la FIFA. Putin dijo que los arrestos que se produjeron en Suiza el miércoles fueron un "intento obvio" para evitar la reelección del jefe de la FIFA, Joseph Blatter, pero que el alto cargo tiene el respaldo de Rusia.

"Si algo pasó, no fue en el territorio de Estados Unidos por lo que Estados Unidos no tiene nada que ver con eso". Y añadió: "Este es otro intento descarado de extender su jurisdicción a otros países". 

El deporte más popular del mundo se sumió en el caos esta semana cuando siete dirigentes de la FIFA fueron arrestados por corrupción para hacer frente a una demanda de extradición de Suiza por parte de Estados Unidos. Las autoridades suizas también anunciaron una investigación criminal sobre la adjudicación de los próximos dos mundiales, incluyendo el torneo de 2018 que fue concedido a Rusia en 2010 por un comité del que forman parte dos de los funcionarios de la FIFA acusados.

Después de la celebración de los Juegos Olímpicos de Invierno en Sochi el año pasado, la Copa Mundial será una oportunidad para Rusia de mostrarse como una potencia mundial en un momento de deterioro de las relaciones con Occidente, debido a la crisis en Ucrania.

Putin dijo que el jefe de la FIFA, que espera ser reelegido el viernes para quinta vez en el Congreso de la FIFA en Zúrich, ha sido presionado para despojar a Rusia de sus derechos a organizar la Copa Mundial de 2018, y arremetió contra las solicitudes de extradición de Washington. "Desafortunadamente, nuestros socios estadounidenses utilizan estos métodos para lograr sus objetivos egoístas y perseguir ilegalmente la gente", dijo.

Normas