Breakingviews

El factor Jack Ma

¿Es una inversión de Jack Ma mejor que el respaldo de un famoso para un producto? Los inversores parecen pensar que sí. La participación del hombre más rico de China, que controla el grupo de comercio electrónico más grande del país, en la colocación de acciones de una compañía farmacéutica hizo subir el valor de mercado de la empresa en unos 1.000 millones de dólares (865 millones de euros) el 13 de enero. Puede haber sinergias entre lel comercio online y los productos farmacéuticos, pero los inversores están en su mayoría deslumbrados.

Guangzhou Baiyunshan Pharmaceuticals está emitiendo unos 10.000 millones de yuanes (1.600 millones de dólares) de nuevas acciones a cinco compradores, incluyendo un fondo de inversión asociado con Ma. El fondo, que es en un 40% propiedad del fundador de Alibaba, pagará 500 millones de dólares por una participación del 1,2%, lo que disparó las acciones de Baiyunshan un 19%.

Aunque no existen sinergias evidentes de la compra de una participación como esta, podría –solo tal vez– haber una especie de efecto de halo de reputación. La farmacéutica, conocida por su bebida de té Wanglaoji, se las ha tenido que ver con una empresa de bebidas rival que cotrola más del 50% del mercado de té del país. La imagen de Jack Ma bebiendo Wanglaoji en vallas publicitarias de China podría significar más ventas.

Los inversores también pueden estar apostando por un impulso del comercio electrónico gracias a una nueva política que permitirá las ventas online de medicamentos recetados.

Aun así, la respuesta general a un roce con Ma parece especulativa. Cuando Alibaba adquirió una participación en el grupo Chinavision Media, sus acciones subieron en más de un 185%. Desde entonces, han caído casi un 25%. Un sello indirecto de aprobación del gran hombre puede justificar quince minutos de fama, pero la condición duradera de celebridad requiere de algo más concreto.