El índice se calcularía en base a los tipos de interés de transacciones reales

La banca ultima el ‘euríbor plus’, nueva referencia para las hipotecas

Imagen de una promoción inmobiliaria.
Imagen de una promoción inmobiliaria.

Los escándalos sobre la manipulación del euríbor, en los que se vieron implicados grandes bancos como Société Générale, Deutsche Bank o RBS -y que propiciaron una de las sanciones más elevadas jamás impuesta por Bruselas-, han llevado a la Comisión Europea a trabajar en la creación de un nuevo índice que sustituya al actual y que en un futuro sería el nuevo referente de las hipotecas.

A través del Instituto Europeo de Mercados Monetarios, la confección de este nuevo indicador está ya en marcha, si bien aún en la fase técnica. El indicador se llamará euríbor plus, y de sus características ya se ha informado a los agentes del sector, entre ellos los cuatro bancos españoles que forman parte del panel de entidades que contribuyen a fijar la tasa interbancaria del euríbor (BBVA, Santander, CaixaBank y CecaBank).

El euríbor es el índice que refleja el tipo de interés al que los bancos se prestan el dinero entre sí, y se usa como base para otros préstamos. En España, más del 80% de las hipotecas están referenciadas a este indicador.

El cálculo se basa en los tipos de referencia estimados que envían diariamente los 25 bancos que participan en el panel. Es decir, el resultado no depende de operaciones de prétamo real, sino de las expectativas de los bancos, y puede llegar a verse condicionado por estas propias entidades emisoras. Así, con el fin de evitar futuras manipulaciones, el euríbor plus solo tendría en cuenta los tipos de interés al que realmente se prestan los bancos, esto es, en función de transacciones efectivamente realizadas.

“Se está valorando esa modificación en la fórmula de cálculo para establecer un índice de referencia que no de lugar a manipulaciones y sea más real. No reflejaría el tipo al que estarían dispuestos a prestarse los bancos, sino el tipo al que de verdad se prestan”, explica Jorge López, analista de XTB. “El euríbor plus sería más transparente, eficiente y acorde a la situación actual que tenemos”, añade.

Fuentes financieras apuntan, no obstante, que uno de los principales problemas que surgirían del nuevo método de cálculo del euríbor plus es que, actualmente, en el mercado interbancario apenas se realizan operaciones a un plazo superior a tres meses, de ahí que la muestra sería muy reducida (las hipotecas están ligadas al euríbor a 12 meses). De hecho, si el cálculo del euríbor actual se hace mediante encuesta es porque apenas hay cruces reales.

Por ejemplo, según los últimos boletines de operaciones entre entidades españolas -una especie de mercado interbancario nacional- publicados por el Banco de España, solo se cruzan operaciones a un plazo máximo de cinco días. El pasado lunes bancos españoles se prestaron 769 milones de euros al plazo de un día y 40 millones a entre dos y cinco días.

Dado que el euríbor es la referencia empleada para fijar los precios de unos 250 billones de euros en activos (no solo hipotecas), el sector alerta sobre las dificultades del proceso de transición hacia el euríbor plus. “No hay nada cerrado aún, ni su composición, ni su formulación final ni cómo será el proceso de sustitución”, indican fuentes del sector.

“No será cosa de unas semanas, sino que se lleva meses trabajando en ello y todavía no hay plazos fijados para su entrada en vigor”, destaca Jorge López.

Mientras se avanza sobre el euríbor plus, el Banco de España ha incrementado los controles sobre los cuatro bancos españoles que contribuyen a confeccionar el euríbor.

El euríbor a 12 meses se encuentra en niveles mínimos históricos tras cerrar septiembre en el 0,362%, y la media provisional de octubre ha bajado al 0,336%, lo que seguirá abaratando las hipotecas a las que les toque revisión. Si el nuevo euríbor plus beneficiará a los hipotecados o, por el contrario, encarecerá las hipotecas, es algo que nadie se atreve a aventurar.