Los pedidos industriales en la zona euro, en mínimos

La actividad en Francia se estanca, pero mejora en Alemania

Trabajador en una industria siderúrgica.
Trabajador en una industria siderúrgica. REUTERS

Cifras mixtas en la actividad económica europea. Mientras en Francia sigue dando señales de enfriamiento, en Alemania los datos apuntan a un crecimiento limitado.

En Francia, el índice de actividad de la empresa Markit ha apuntado un leve alza de la producción, al mostrar una lectura de 50 puntos sobre los 49,4 del mes anteior. No obstante, el índice de compras del sector industrial PMI ha mostrado una caída a los 46,5 puntos básicos sobre los 47,8 de julio, por debajo también de lo esperado.

"Francia no está mejorando pero se está estabilizando", señaló Rob Dobson, economista de Markit, "es un dato un poco más positivo de lo que habríamos visto anteriormente, añadió, aunque apuntó que los datos son coherentes con un crecimiento nulo en el tercer trimestre. El sector servicios mostró un buen comportamiento, al subir hasta 51,1 puntos. Los 50 puntos marcan la diferencia, según este índice, entre la contracción y la expansión de actividad. No obstante, la industria es un lastre para la economía, con el indicador de actividad en el 45,4 puntos.

El dato viene después de que el PIB se mantuviese sin cambios en el último trimestre y el Gobierno ha rebajado a la mitad la previsión de crecimiento para el año, hasta el 0,5%. Además, ha pedido una mayor política de estímulos por parte del BCE.

En Alemania, mientras, las cifras están en todos los casos por encima de los 50 puntos que indican la expansión. El índice compuesto de actividad cayó a 54,9 desde 55,7 puntos. También bajó el índice de compras de la industria a 52 puntos desde 52,4. Especialmente positivo es el dato de nuevos pedidos, en máximos de nueve meses.

Según Markit, no se detectan signos de que la crisis ucraniana pese sobre las compañías alemanas, y los datos que manejan son coherentes, dicen, con un crecimiento del 0,7% en el tercer trimestre.

Con estas cifras, la actividad en la zona euro sigue en zona de expansión, con el dato global de 52,8 puntos frente a los 53,8 del mes masado.  "Aunque el ritmo de incremento estuvo prácticamente a la par del promedio para la actual secuencia de expansión, de todos modos fue conjuntamente el más débil del año hasta la fecha y equivale a un ritmo lento de crecimiento del PIB del 0,3%", explican en Markit.

No obstante, al igual que sucede en Francia, la actividad industrial da señales de flaqueza. El dato PMI industrial ha sido el más bajo en 13 meses. "El deslucido nivel de expansión y el estancamiento de la recuperación del mercado laboral mantendrán las miradas fijamente centradas en el BCE para detectar cualquier señal de que se está preparando el terreno para nuevas medidas de apoyo".