Entre 2010 y 2013 el número de usuarios con precio libres se duplicó

El 43% de los clientes eléctricos está ya en el mercado liberalizado

El mercado libre también está dominado por las grandes de Unesa, pero el mapa cambia

Operarios instalando contadores eléctricos.
Operarios instalando contadores eléctricos.

En apenas tres años, el número de usuarios eléctricos que han optado por el mercado liberalizado se ha más que duplicado, según datos de la CNMC. Así, mientras a finales de 2010 los consumidores libres sumaban 5,537 millones, en 2013 esta cifra rozaba los 12 millones. Teniendo en cuenta que en España el total de puntos de suministro asciende a 27,7 millones, el mercado liberalizado supone ya un 43%, frente al 20% de 2010.

De esa cifra, 26 millones tienen menos de 10 kilovatios de potencia contratada, lo que les da derecho a un precio regulado: el PVPC. El resto, son los grandes consumidores de energía con potencias superiores a 10 kW, no tienen derecho al precio regulado.

Aunque esta evolución se ha debido al empuje de las comercializadoras independientes que a duras penas pueden competir en el mercado, el grueso del trasvase lo han protagonizado las cinco grandes eléctricas de Unesa, que se han robado clientes entre ellas o han logrado “fidelizar” a los del mercado regulado que están en su propia cartera.

Los usuarios que, teniendo derecho al PVPC, aún lo ejercen suman 15,7 millones, de los cuales unos tres millones disfruta del bono social de la tarifa. Todos ellos son suministrados por las cinco comercializadoras de referencia que forman parte de las cinco grandes eléctricas: Endesa, Iberdrola, Gas Natural Fenosa, EDP y Eon.

Si bien las cuotas de mercado de cada una de ellas no han variado de forma sustancial, se observa un descenso evidente en las más grandes frente a las de menor tamaño, como EDP o Gas Natural.

Así, en el periodo analizado, Endesa, experimentó una caída en el número de clientes del 2%, hasta 11,1 millones, lo que dejó su cuota de mercado en un 38,7%. La caída de Iberdrola fue menor, un 1%, al pasar de casi 10,6 millones a 10,4 millones, aunque su cuota sigue por debajo de aquella:el 36,3%. Gas Natural, por su parte, ganó 251.000 clientes en ese tiempo, logrando una cuota del 15,1%, un 6% más. Mención aparte merece el caso de EDP, una de las más pequeñas de Unesa que ha ganado 100.000 clientes, lo que deja su cartera en 880.000 y su cuota de mercado en un 3,1%, un 13% por encima de 2010. Por contra, Eon, la menor de todas ha perdido 22.000 clientes, hasta 617.000.

El  ranking de estas compañías cambia totalmente si se tiene en cuenta su porcentaje de clientes libres respecto a su cartera total. Este lo encabeza EDP, con un 65% de su cartera; seguida de Iberdrola, con un 54%; Eon, con un 50%, Endesa, con un 32% y Gas Natural Fenosa, con un 30%. Sin embargo, este grupo energético cuenta con el mayor número de contratos duales (de gas y electricidad), no en vano, es producto de la fusión de una gasística y una eléctrica.

España cuenta con una tasa de switching (número de traspasos sobre el total de clientes) del 12%, una de las más altas de Europa, en línea con la evolución del mercado. Pero libre o regulado, este se resiste al cambio de manos, pues un 75% sigue en manos de las de Unesa. De las 211 comercializadoras independientes registradas, solo están realmente activas una treintena, con una cuota del 1,3%, unos 250.000 pequeños clientes.

EDP ‘roba’ a sus vecinos Iberdrola y Eon

La filial del grupo portugués EDP, una de las pequeñas eléctricas de Unesa, ha resultado una de las más activa a la hora de captar clientes en el mercado libre y de rascar cuotas de mercado a sus competidoras fuera de su área de influencia, Asturias, que es donde se sitúan sus redes de distribución.

Así, a finales de 2013, EDP había ganado 277.000 clientes fuera de su zona y solo había perdido 53.000 en incumbencia, cuando a las dos grandes eléctricas, Endesa e Iberdrola, vieron esfumarse más de un millón de clientes en sus reductos tradicionales, que no han podido compensar con los logrados fuera de los mismos.

Sobre el conjunto de empresas de Unesa, la eléctrica asturiana registra el mayor porcentaje de captación, el 32%, fuera de su zona de distribución. También la que tiene la mayor proporción de clientes en el mercado libre en su cartera, un 65%, y de clientes duales de luz y gas, un 55%, por detrás de Gas Natural.

En EDPconsideran que este resultado es fruto de su política comercial y de sus ofertas, que salen siempre bien paradas en el comparador de la CNMC. Además, recuerdan que es la que registra la mayor fidelidad y el menor de abandonos. Parte de su expansión la ha logrado en otros territorios cantábricos.

La compañía asturiana ha conseguido 100.000 clientes en el País Vasco, territorio de Iberdrola, y es causa de parte de los males de Eon, distribuidora de Cantabria. La filial del grupo alemán registra el mayor porcentaje de abandonos, un 27%, en su zona de distribución), lo que se atribuye al robo de clientes por parte de su vecina. De hecho, Eon había perdido hasta finales de 2013 unos 22.000 clientes, y mantiene una cuota del 2,1%, un 3% menos.